Reflexiones Sobre Domingo de Ramos

Domingo de Ramos1Este domingo observamos “la entrada triunfal” de Jesús a Jerusalén pocos días antes de su crucifixión. La muchedumbre cortaba ramas de los árboles y las tendía (y sus mantos también) por el camino.  Por eso, en varias de nuestras iglesias este domingo celebraremos con ramas cortadas, con canciones de “Hosanna” y los niños se incorporarán en las festividades.  Es un día de gozo y alegría, como fue el caso hace 2000 años en Jerusalén.

He estado pensando mucho en el Domingo de Ramos y leyendo la historia de nuevo.  Hay algo que siempre me fascina y me molesta de este texto.  ¿Cómo puede la gente cambiar tan rápido, de adorar a Jesús en un momento y pocas horas después gritar, “¡Crucifícalo!”?

Yo creo que la respuesta tiene que ver con expectativas.  La gente estaba buscando un Rey y un Salvador.  Jesús era (y es) las dos cosas.  Pero no llega a su reino como quisiéramos.  En lugar de buscar influencia, él buscaba el anonimato muchas veces.  En lugar de aprovechar los aplausos, él inmediatamente entró el templo y volcó las mesas, enfadando a todos.  En lugar de hablar de victoria y vencimiento, él hablaba de la muerte—su muerte.

Y no debemos pensar que solamente se trata de las personas en aquel tiempo.  Esta historia nos toca a nosotros también. ¿Qué espero de Jesús? ¿Cuáles son mis expectativas? Si somos honestos, muchas veces nuestras expectativas no se logran, no se cumplen, ¿verdad?

¿Por qué murió mi abuela de cáncer, siendo una mujer de oración y fe profunda? ¿Por qué se divorciaron mis padres cuando tenía 15 años? ¡¿Dónde estabas, Jesús?! ¿No te importaba? Mis expectativas eran otras…

Este domingo reflexiona sobre tus expectativas y sobre este Rey y Salvador.  ¿Estás dispuesto a recibir de Jesús lo que él quiere dar? ¿Estás listo para sufrir y estar incómodo? ¿Estás dispuesto para que Jesús derribe todas tus expectativas durante esta Semana Santa?

*Gracias al Dr. Dennis Bratcher del Christian Resource Institute por su ayuda en esta entrada.

Acerca de Scott Armstrong

Soy Scott Armstrong. Tengo la esposa más hermosa del mundo, Emily. Tenemos dos niños: Elías (31/05/03) y Sydney (12/02/05). Soy misionero en la Iglesia del Nazareno, Región Mesoamérica.

Publicado el 3 abril 2009 en Calendario Cristiano, Vida Devocional y etiquetado en , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 3 comentarios.

  1. Gracias por esta pagina,es muy útil por que nos ayuda para la reflexión y así poder compartir con otros hermanos.

  2. muy buena era o q neseeitaba exelente tambien una crita que pusieron en la parte gris de arriba adios pajudos

  3. en este dia estuve buscando una reflexion para el domingo de ramos y gracias a ustedes la pude encontrar; una que fuera de acuerdo a nuestras creencias como seguidores de Jesus. Dios les continue bendiciendo.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.861 seguidores

%d personas les gusta esto: