¿Un Lecho de Rosas? ¡Ja!

Les escribo desde Nashville, Tennessee, EEUU donde Emily y yo estamos compartiendo en nuestra gira misionera sobre lo que Dios está haciendo en la Región MAC. Especialmente estamos compartiendo los testimonios de los misioneros voluntarios en Proyectos Caleb e Isaías. Ellos representan la nueva cara de misiones en el sentido de que los misioneros nazarenos ahora no están únicamente siendo enviados desde los EEUU (y Canadá y partes de Europa) al mundo. Al contrario, ahora estamos viendo guatemaltecos y salvadoreños en el Medio Oriente, costarricenses y mexicanos en España y Ucrania—esencialmente estamos viendo “misiones de todo el mundo a todo el mundo” (Samuel Escobar).

Este mes (octubre 2008) estamos celebrando nuestro Centenario en la Iglesia del Nazareno. Emily y yo hemos tomado el tiempo este mes de re-leer las historias de los primeros misioneros nazarenos—pioneros y héroes de la fe. Ellos sufrieron mucho; muchos murieron y fueron sepultados en sus nuevos países a tempranas edades. Varios tuvieron que mandar a sus hijos a un “boarding school” o un internado muchas horas lejos de su lugar de ministerio, sólo viéndoles una vez cada año. En cada historia nos dimos cuenta de la perseverancia y convicción inquebrantable que Dios les había llamado al campo y él iba a sostenerles.

Cuando Richard y Maude Anderson llegaron a Guatemala en 1904, contrajeron la fiebre amarilla. Dios los sanó, aunque por muchos años padecieron de los afectos de esta enfermedad desoladora. Su primer año, ellos predicaron en una casa sin ningún resultado. ¡Nadie estaba adentro! ¡Aun llamaron a la gente inexistente al altar durante cada servicio! Esto es perseverar sin desesperar, hermanos.

Ellos siguieron predicando y gradualmente los guatemaltecos llegaron para conocer que estaba pasando. Pero no entraron por muchos meses. Había una franja vacía entre el piso de la casa y la pared que sirvió como ventana y los Anderson sólo podían ver los pies descalzos de la gente mientras que dirigieron los cultos. Eventualmente dos de aquellos pies entraron la casa durante el llamado al altar y un hombre se hincó y entregó su corazón a Cristo. ¡Ahora hay casi 600 Iglesias de Nazareno organizadas en Guatemala, no incluyendo las misiones y células!

Me topo con varias personas que quieren ser misioneros pero quieren hacerlo con condiciones—sólo van a cierto lugar, o sólo van si hay buen sueldo, o sólo van si no tienen que aprender otro idioma. Algunos salen al principio con grandes deseos de servir al Señor, pero después de experimentar la locura inicial que es vivir y ministrar en otra cultura, se rinden. No es su expectativa.

Ser misionero no es un lecho de rosas. Contestar el llamado de Dios no significa que todo va a ser pan comido. Que nuestra historia misionera de los últimos 100+ años nos informe y nos impulse en el siguiente siglo también.

Acerca de Scott Armstrong

Soy Scott Armstrong. Tengo la esposa más hermosa del mundo, Emily. Tenemos dos hijos: Elías (14 años) y Sydney (12 años). Soy misionero en la Iglesia del Nazareno, Región Mesoamérica, y Coordinador de GÉNESIS, un movimiento para impactar los centros urbanos de nuestra región de manera misionera.

Publicado el 29 octubre 2008 en Centenario, El Llamado, Fe, La Denominación Nazarena: Una Iglesia Internacional y etiquetado en , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

  1. pues asi en la mayoria de la veces, o casi siempre buscamos nuestra comodidad pero no nos ponemos a pesar en las demas personas que necesitan de Criso para ser salvos.
    al menos yo tengo bien presente ese verso en Mateo que dice “EL ARBOL QUE NO DA BUEN FRUTO ES CORTADO Y HECHADO AL FUEGO” es por eso que primero esta la disposicion de CORAZON que eso le agrada a Dios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: