Por Qué la Resurrección es Importante: Parte IV

Risen Jesus - Camino“Por Qué La Resurrección es Importante”

La revista Holiness Today le preguntó a algunos teólogos lo que quizás toda la gente de fe se ha preguntado en algún momento: “¿Por qué la resurrección de Cristo debe importarnos?

La Resurrección: Cristo es Vencedor.

Floyd Cunningham.

Cada Jueves de la Semana Santa decenas de miles de peregrinos caminan muchos kilómetros y pasan por el Seminario donde yo sirvo.  Se dirigen hacia un santuario y pasan la noche en la plaza de la ciudad, enfrente de la Iglesia, y regresan caminando hacia sus hogares el Viernes Santo por la mañana. En otros días que preceden al Viernes Santo, se puede ver a hombres flagelando sus espaldas desnudas con pequeños látigos, hasta que empiezan a sangrar. Por aquí y por allá, alguno con la cara cubierta carga una pesada cruz por las calles del barrio. Sus amigos, vestidos como soldados romanos, lo azotan mientras camina. De esta forma, el siente que está expiando sus pecados. En Viernes Santo, los centros comerciales permanecen cerrados. Tradicionalmente algunas personas se aventuran a salir a las calles porque no circulan automóviles en las carreteras.

El Domingo de Resurrección sin embargo, es anticlimático. La vida vuelve a la normalidad. Los centros comerciales están abiertos y concurridos de nuevo.

Esto te hace reflexionar en el verdadero significado de la Pascua.  ¿Todo se termina el Viernes Santo? ¿No se ha hecho todo ya en la cruz? Pablo nos contesta cuando escribe en 1 Cor. 15:14 – “Y si Cristo no resucitó, vana es entonces nuestra predicación, vana es también vuestra fe.”  Donde no hay resurrección, se recuerda a Cristo como un gran mártir digno de seguir, pero no digno de adorar como el gran Salvador.

Lo que la Resurrección trae a este mundo es la paz de Dios, la presencia misma de Dios y Su poder.  Cuando Cristo apareció a sus discípulos en el día de Su Resurrección, acurrucados temerosos de los judíos, Él les dijo: “Shalom,  Paz”.  La ansiedad por una existencia sin esperanza, una vida sin Jesús y sin propósito, se evaporó.  Él sopla sobre ellos Su Espíritu y les ofrece ir y perdonar. El temor se va porque Su presencia permanece.

Él está con nosotros. Eso es lo que nos dice la Resurrección.  Él es nuestra ayuda presente en tiempos difíciles.  Tan cerca que parece que caminamos junto a Él.  Él nos habla y nos dice que somos suyos.

Estamos en el camino, en una peregrinación con Él.  Nos muestra las Escrituras que nos cuentan acerca de Él. Ya sea a través de aguas o inundaciones, de fuegos o dolores.  Él – Dios mismo – guía a sus queridos hijos a lo largo del camino.  En la vida, Él es nuestro poder.  La vida no se deja al destino.  La vida no es controlada por espíritus, no tenemos por qué temerles.  A través de la Resurrección, Cristo ha ganado la más grande de las batallas sobre el mal, sobre el pecado, incluso sobre la muerte.  Cristo es Vencedor.

Cristo ha luchado y ha ganado la batalla por nosotros,  Él ha peregrinado por nosotros, Él ha sido flagelado por nuestros pecados, Él ha sangrado por nosotros.  Aún en la oscuridad del Viernes Santo, podemos ver la radiante luz emanando del Domingo de Resurrección.

*Floyd T. Cunningham es Presidente del Seminario Teológico Nazareno de Asia-Pacífico en Filipinas. 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: