Archivos Mensuales: diciembre 2017

Primer Retiro de Coordinadores de Misión Global Celebrado en Barbados

Informar. Fortalecer. Expandir.

Estos fueron los objetivos generales establecidos para el siguiente año por los líderes que se reunieron del 1 al 3 de diciembre, 2017 en St. Phillips, Barbados, para el primer retiro de Coordinadores de Misión Global en el Área Caribe. Dirigido por los Rev. Dario y Lynda Richards (de Barbados y Guyana), Misión Global se refiere al ministerio en la Región Mesoamérica que busca encontrar, entrenar y enviar nuevos misioneros a las naciones.

Después de que el Coordinador Regional, Rev. Scott Armstrong, explicara a grandes rasgos la historia de Misión Global en la denominación y en la región, Lynda Richards resaltó la historia y dinámicas de este ministerio específicamente en el contexto caribeño. Las estadísticas nos dicen que 106 personas han participado en viajes misioneros de tres semanas “Called to Serve” desde 2013, y una gran cantidad de equipos de Jóvenes en Misión y grupos de Trabajo y Testimonio han sido enviados en el área durante ese tiempo. Lynda también presentó algunos desafíos culturales potenciales en el Caribe y recursos culturales que pueden ayudar a enfrentar o abordar esos desafíos.

Luego, Dario Richards, dirigió al grupo en un valioso tiempo de lluvia de ideas, sueños, trazando la visión y estrategia para los años venideros.

IMG_2912.JPG

Entre los asistentes se encontraban Kayann Walker (Jamaica), Talesha Plumber (Jamaica), Danielle Miller (Barbados), Rev. Shawn Parris (Barbados), Sheena Small (Barbados), and Jonette Williams (Antigua & Barbuda). Cada uno de ellos están apasionados por el desarrollo de misiones y misioneros del Caribe, y juntos formarán un equipo que acordó cumplir con las siguientes metas en 2018:

  1. Encontrar 150 nazarenos interesados en misiones, en parte a través de la realización de 2 Campamentos de Orientación Misionera en Santa Lucía y Bahamas.
  2. Entrenar 10 coordinadores que promuevan el envío y sostenimiento de misioneros voluntarios en sus distritos, incluyendo candidatos potenciales de largo plazo para la iniciativa regional GÉNESIS.
  3. Enviar 50 misioneros a través de viajes de Called to Serve a Turcos y Caicos, y Santa Lucía, así como a 4 misioneros de Génesis a otras ciudades de la región.

De igual manera, fue un gran privilegio, para este equipo, ser parte de la instalación de los Richards como Co-Pastores de la Iglesia del Nazareno Hope Road. Muchos pastores y líderes del Distrito de Barbados acudieron y oraron por esta pareja mientras continúan su ministerio en el área e inician el pastorado de iglesia local en esta congregación.

IMG_2914.JPG

IMG_2913.JPG

Por favor ore por estos líderes y este ministerio en los próximos meses. ¡Ore que cada una de estas metas sean cumplidas y superadas! Ore también que los nazarenos del Caribe continúen cultivando un ambiente donde el llamado a misiones sea escuchado, aceptado y sostenido en gran manera por una Iglesia que está apasionada por alcanzar a un mundo quebrantado y herido.

IMG_2915.JPG

Otro Reporte Animador de Granada

Continuamos viendo los hechos maravillosos de Dios en nuestra nueva iglesia, la Iglesia del Nazareno, Content. El mes de noviembre estuvo lleno con el espíritu de alabanza y avivamiento. El dueño del bar en la comunidad convirtió su bar en nuestro templo y él y su padre, el Sr. Mathlin y Kabir, fueron bautizados el 11 de noviembre. Damos toda la gloria a Dios por seguir añadiendo a más a su Iglesia.  Del 14 al 16 de noviembre se realizó un evento de tres noches, donde cinco personas entregaron su corazón al Señor.

24740640_10215246251892478_1081723115_n.jpg

24819138_10215246252052482_1163838492_o.jpg

Nuestros líderes potenciales fueron entrenados por el ministerio “Come Up Higher International,” durante un taller de dos días. Esto fue posible gracias al superintendente distrital, Rev. Kelron Harry, y la disposición de servicio de la Dra. Cathy Norville-Rochester y el equipo de Barbados. Ese equipo estuvo trabajando con las Iglesias del Nazareno de Fontenoy y Content.

24740284_10215246252452492_640153612_o.jpg

Nuestro coordinador de sitio, Rev. Samuel Pile de Barbados, estuvo presente durante la campaña y talleres, y fue una bendición y apoyo para nuestro equipo. Sigamos orando por los otros que pronto serán bautizados y aceptados en la membresía. Seguimos adelante con sus oraciones, amor y respaldo.

24879094_10215246253332514_1590665822_o.jpg

– Cleon Cadogan. Misionero voluntario de Génesis.

Día de Navidad 2017

tablero-de-madera-vacio-sobre-la-mesa-de-fondo-borrosa-perspectiva-mesa-de-madera-marron-sobre-desenfoque-de-arboles-de-navidad-y-fondo-de-chimenea-se-puede-utilizar-simulacro-para-la-presentacion-de-productos-de-montaje-o-diseno-de-diseno_1253-1305.jpg

Aquí estamos.

Navidad.

Una larga espera para este día, y ahora la esperanza es cumplida.

Los niños pequeños finalmente pueden abrir esos regalos.

Los ocupados trabajadores finalmente consiguen tener un día libre.

Los miembros de la familia finalmente pueden verse.

Comer juntos.

Reír juntos.

Y cada uno de estos “finalmentes” es un eco de aquel primer día de Navidad.

Distanciados y solos, encontramos que somos – Él es – familia.

Exhaustos y cínicos, encontramos reposo en Él.

El Gran Yo Soy toma nuestro pasado, nos ofrece un futuro, pero, sobre todo, se da a Sí mismo a nosotros como el máximo presente.

Jesús.

Somos cambiados por Tu llegada.

Te recibimos otra vez.

Te necesitamos este día,

esta estación,

siempre.

Ven.

Encarnación – Se Mudó al Vecindario

Ayer (21 de diciembre) publicamos nuestro episodio más reciente del podcast, Los Siervos Inútiles.  ¡El tema es muy navideño: la encarnación!

La encarnación es un concepto teológico que se usa para referirse al acto de unión de la naturaleza divina con la naturaleza humana…es esa acción que Dios tomó de enviar a su Hijo. Él se comprime y entra en la naturaleza humana para así volverse un hombre y venir a salvarnos.

El Dios soberano llegando a ser humano…llegando a ser carne. ¡Dios se mudó a nuestro barrio!

“El Verbo se hizo carne y sangre, y se mudó al vecindario.” Juan 1:14 (MSG)

535251_36369493.jpg

¿Por qué Dios tuvo que venir como un bebé?

Lo que entendemos es la importancia que tenía la salvación del hombre para Dios. El único que tenía las cualidades necesarias para poder llevar a cabo la salvación del hombre era Dios, y este acto de encarnación es un acto de despojo que muestra su gran amor, su gran bondad para con la humanidad.

Fue tan importante para Dios mostrar la humildad que aun hasta decidió venir como bebé, no solo venir como un adolescente…esto creó una relación con la humanidad porque necesitaba de la humanidad, así como nosotros necesitamos de Él…es algo muy bonito, pero muy raro a la vez.

¿Qué tiene que ver la encarnación con nosotros como cristianos, y como misioneros?

Lo que Él hizo, ahora debemos hacerlo nosotros, es decir, encarnarnos, especialmente como misioneros en otra cultura.  Pero, ¿cómo es posible?

Encarnación significa acercarse a las personas…es, al mismo tiempo, identificarse con la necesidad de ellos. Jesús predicó, compartió su mensaje, pero también se identificó con la necesidad y aún con la enfermedad. Convivió con nosotros.

Jesús dejó su cultura, pero no rechazó su cultura celestial.  Fue y es cien por ciento divino y cien por ciento humano. El reto para nosotros es aprender qué necesitamos dejar de nuestra cultura, para poder abrazar otra cultura.

¿Quieres saber más acerca de la Encarnación? Entonces, ¡escucha el episodio completo de Los Siervos Inútiles! Haz clic aquí: mesoamericagenesis-es.org/siervos-inutiles o suscríbete en iTunes, Google Play y Stitcher.

En esta Navidad, que la encarnación de Jesucristo mismo te impulse a encarnar sus buenas nuevas en la comunidad donde tú vives.

IMG_2889.JPG

Aprendiendo de María

Por Charles W. Christian

Una vez escuché a un sacerdote católico contar un chiste acerca de una escena en el cielo. Jesús camina hacia un protestante y un católico, y les dice, “me da gusto ver que se llevan tan bien.” Después Jesús se dirige hacia el protestante y le dice, “quisiera presentarte a mi madre. ¡No creo que ustedes dos se han conocido!”

Nosotros, los protestantes que estábamos entre el público, nos reímos, pero eso me desafío a mirar más de cerca a lo que nosotros como cristianos –ambos protestantes y católicos– podemos aprender de María.

De acuerdo con los Evangelios, aquí hay algunas lecciones que vienen a mi mente:

  • Podemos estar disponibles para la obra de Dios: “Entonces María dijo: He aquí la sierva del Señor; hágase conmigo conforme a tu palabra. Y el ángel se fue de su presencia” (Lucas 1:38).
  • Podemos permitir que nuestra fe en Dios anule nuestros miedos: [Elisabet dijo a ella] “Y bienaventurada la que creyó, porque se cumplirá lo que le fue dicho de parte del Señor” (Lucas 1:45).
  • Podemos ser ejemplo de gratitud: “Engrandece mi alma al Señor; y mi espíritu se regocija en Dios mi Salvador” (Lucas 1:46-47).
  • Podemos permitir que Dios hable proféticamente a un mundo que necesita un Salvador: “[Dios] Hizo proezas con su brazo; esparció a los soberbios en el pensamiento de sus corazones. Quitó de los tronos a los poderosos, y exaltó a los humildes” (Lucas 1:51-52).
  • Podemos aprender a atesorar las dádivas de Dios: “Pero María guardaba todas estas cosas, meditándolas en su corazón” (Lucas 2:19).

Hay muchas otras lecciones que podemos aprender del ejemplo de María. Durante esta temporada de Adviento, que, así como María, nos acerquemos al futuro con humildad, fidelidad, y esperanza. Dios ha escogido a su Iglesia para ser los portadores de buenas noticias de la persona y obra de Jesucristo. Adorémoslo, y compartamos estas buenas noticias por el poder del Espíritu Santo, mientras seguimos caminamos juntos a través de Adviento.

597d32ad05e16d1af93be1e180828e91--great-christmas-gifts-christmas-nativity.jpg

Oración para la semana:

Enséñanos obediencia, Señor
En cada parte de nuestras vidas
Oídos para escuchar tu palabra
Manos para realizar tu obra
Pies para andar por tu camino
Un corazón por tu pueblo
Una boca para gritar tu alabanza
Fe como la de un niño
Humildad
Confianza
Que le diga
A lo posible
Y a lo imposible
Soy el siervo del Señor
Hágase conmigo conforme a tu voluntad
Amén

(De John Birch en faithandworship.com)

Este artículo fue publicado originalmente en: Holiness Today

No Eres el Favorito de Dios

Por Scott Armstrong

Jesús Vuelve a Casa con un Mensaje Aleccionador

Navidad es un tiempo donde muchos de nosotros volvemos a casa. Reímos con la familia y nos llenamos de comida buenísima. Las abuelitas aprietan nuestras mejillas y nos dicen lo muuuucho que hemos crecido, lo cual es incómodo cuando tienes 8 años, ¡imagínate cuando tienes 40!

Lucas 4 nos habla de un tiempo cuando Jesús regresó a Nazaret, donde había sido criado. El pequeño aprendiz de carpintero había crecido y ahora era un excelente predicador, y la gente estaba asombrada con su elocuencia. “¿No es este el hijo de José?” ellos preguntaban (v. 22). Ciertamente, ¡este no puede ser el mismo pequeñito que, en aquellos tiempos, jugaba en el arenero!

Entonces, así como Jesús acostumbra, en lugar de disfrutar de la alabanza de todos, Él rompe los esquemas. De hecho, inmediatamente, su sermón de buenas noticias pasa a ser un juicio. “Estoy aquí para cambiar el mundo, tal como fue profetizado por Isaías” (ver v. 18-21) rápidamente se torna en “Si tú crees que eres mejor que cualquier otro, estoy aquí para decirte que estás totalmente equivocado.”

El resultado es estremecedor. La transformación de la multitud es contundente. La gente de la iglesia está enfurecida, lo echan de su propia ciudad, y están listos para lanzarlo de un precipicio (v. 28-29). ¡Guau! ¡¿Qué los hizo convertirse de admiradores, a intentos de homicidas en un abrir y cerrar de ojos?!

Básicamente, Él exclamó, “¡No eres el favorito de Dios! ¡Deja de actuar como si lo fueras!”

o-GROUP-HAPPY-PEOPLE-facebook.jpg

Es un mensaje que es apropiadamente doloroso y bastante controversial, incluso hoy en día. Autores cristianos han hecho mucho dinero escribiendo que tú y yo somos los favoritos de Dios. Los predicadores usan esa frase para explicar el inagotable amor de Dios por ti y por mí. Todo parece obvio, ¿verdad? Y, de cualquier forma, se siente bien saber que soy el hijo favorito de Dios; ¡me da una especie de impulso en mi camino cuando salgo del servicio el domingo!

Aquí está el problema: Dentro de la definición de la palabra “favorito” está implícita la exclusión de algo más. Cuando te pregunto cuál es tu comida favorita, si tú dices, “Todas son mis favoritas,” no tiene sentido. O estás tratando de ocultar algo o eres muy indeciso. Decir “Me gustan todas las comidas por igual” suena poco convincente, pero por lo menos es mejor que afirmar que todas las comidas son tus favoritas. Seleccionar algo como favorito por necesidad significa que algo más no ha sido seleccionado: no es, por lo tanto, tu favorito.

Cuando se habla de esto, los autores y predicadores insisten en que, bueno, cuando ellos dicen, “TÚ eres el favorito de Dios,” ellos se refieren a que TODOS somos Sus favoritos. Es una técnica de comunicación efectiva, pero diluye completamente la palabra. De hecho, usar la palabra “favorito” de esta manera puede tener serias consecuencias no intencionales.

Cuando nos empezamos a ver como los favoritos de Dios, sutilmente comenzamos a creer que nos prefiere más que a otros. El resultado de ese pensamiento es etnocentrismo y egoísmo religioso, que es exactamente contra lo que Jesús arremetió en los versos 24-27.

Mi partido político está en lo correcto.

Mi raza es mejor.

Mi denominación es la mejor.

Mi manera de ver el mundo es la única forma en la que cualquiera debería verlo.

También nos hace sentir mimados. Empezamos a esperar que Dios esté a nuestra disposición y servicio. El hijo “favorito” en Navidad demanda que sus padres le guarden la última rebanada de pastel. Cualquier regalo se vuelve aburrido en cuestión de horas. Nada es apreciado. Todo es merecido. Jesús lo dice de esta forma, “Seguramente ustedes me van a citar el proverbio: ‘¡Médico, cúrate a ti mismo! Haz aquí en tu tierra lo que hemos oído que hiciste en Capernaúm’” (v. 23). ¡Estamos aquí para el espectáculo, Jesús! Vamos, hemos orado; ¿por qué no nos concedes cada deseo?

Jesús desbordó su amor sobre todos nosotros en la misma medida.

Ese es el punto.

Él no tiene favoritos.

Mientras nos acercamos a Navidad, escucha otra vez las asombrosas palabras de Jesús en su sermón al regresar a casa: “El Espíritu del Señor está sobre mí, por cuanto me ha ungido para anunciar buenas nuevas a los pobres. Me ha enviado a proclamar libertad a los cautivos y dar vista a los ciegos, a poner en libertad a los oprimidos, a pregonar el año del favor del Señor” (v. 18-19).

Una de esas últimas palabras es interesante: “favor.”

Nuestro Dios viene al pobre, a los prisioneros, a los ciegos y oprimidos. Su favor es ofrecido a todos en medida abundante.

¿Qué pasa si realmente tú no eres el favorito de Dios?

Es doloroso y humillante reconocerlo. Pero quizá admitirlo te abra a recibir verdaderamente el favor de Dios por primera vez. Tal vez permita al Dios, que no tiene favoritos, que te unja a TI, también, para ir a los quebrantados de corazón y te introduzca en el favor del Señor.

Que hoy, al escuchar esta escritura, sea verdaderamente cumplida.

 

Adviento: Esperando la Venida del Señor

Por Josué Villatoro

El énfasis de la estación de Adviento es la espera. Estamos expectantes, estamos preparándonos para celebrar la Navidad. Me gusta esa dinámica. Navidad no es cualquier fiesta: no es Santa, Papá Noel o regalos y familia. ¡Qué bueno que hay familias reunidas, regalos en el árbol y espíritu fraterno! Pero la celebración navideña no es eso. Navidad es Jesús. Celebraremos en pocos días al Dios que se hizo humano y habitó en medio de nosotros. ¡Qué tremenda celebración! No podemos llegar a ella de golpe, debemos prepararnos. Celebrar el Adviento nos prepara para conmemorar la Navidad de forma mejor.

vela.jpg

Y cada domingo de esta fiesta tiene un valor. El domingo pasado enfatizamos que estamos esperando a Jesús, porque Él es nuestra esperanza. Este domingo, y durante esta semana, estamos en el tiempo de espera porque tenemos “fe.” Palabra pequeña, significado enorme. No le vemos, no le hemos visto, pero estamos seguros que un día le veremos. Nos preparamos para celebrar la Navidad porque tenemos fe en Jesús, porque confiamos en Sus promesas. Pero estamos también esperando Su segunda venida porque estamos seguros que Él vendrá. Ten fe. Que no haya argumento, poder ni evidencia humana que pueda hacerte siquiera dudar de la fe que está cimentada en Jesús, el Cristo. ¡Le celebramos, porque confiamos en Él!

 

La Verdadera Historia de San Nicolás

Escrito por Adam Estle

*Este es un artículo publicado por la organización Evangélicos por el Conocimiento del Medio Oriente (Evangelicals for Middle East Understanding).

¿Te has preguntado dónde se originó la historia de Santa Claus? Tal vez te estés preguntando, “¿Qué tiene que ver Santa Claus con aumentar mi conocimiento del Medio Oriente?” ¡Nos alegra que preguntes!

Para responder esta pregunta centenaria planteada por Virginia O’Hanlon, “Sí, hay un Santa Claus.” El nombre de Santa Claus es un anglicismo del alemán ‘Sinterklass’ que literalmente significa San Nicolás. Los colonizadores holandeses y alemanes de América trajeron a su amado santo con ellos a sus nuevos, mayormente protestantes (y no admiradores de santos) vecinos. La tradición se fusionó con el Padre británico de la Navidad (ver el personaje de Charles Dickens “el fantasma de la Navidad presente” en “El Cuento de Navidad”), y ¡voilá! Santa Claus fue un gran hito.

San Nicolás, el hombre, era ciertamente una persona real. Era un obispo cristiano de Myra en Lycia, que en la actualidad es Turquía. (Aquí está la conexión con el Medio Oriente.) San Nicolás vivió en el siglo 4 (15 de marzo 270 – 6 de diciembre 343). Por si no lo sabes, este fue un tiempo desafiante para ser un cristiano, pues el emperador romano Diocleciano castigaba severamente a cualquiera que se afiliaba a la nueva religión. Afortunadamente esto no desvió a Nicolás. Él se dio a conocer, aunque no a propósito, como alguien que hacía regalos – ayudando a cualquiera que podía, y tratando de hacerlo de manera anónima.

Una de sus hazañas más famosos involucró a un hombre pobre que tenía tres hijas, pero no podía pagar la dote apropiada para ellas. Esto significaba que ellas seguirían solteras y probablemente, en ausencia de cualquier otra posibilidad de empleo, tendrían que convertirse en prostitutas. Al escuchar la difícil situación de las jóvenes, Nicolás decidió ayudarlas, pero siendo muy modesto como para ayudar a la familia en público (o para salvarlas de la humillación de aceptar caridad), él fue a la casa en la oscuridad durante tres noches consecutivas y arrojó por la ventana de la casa una bolsa llena de monedas de oro. La tercera noche el padre se escondió para atrapar y agradecer a quien quiera que les hubiera hecho este regalo. Nicolás le suplicó que lo guardara en secreto. Como pueden asumir, esto no sucedió, en vista de que estás leyendo esta historia después de más de 1700 años.

24338506115_2141418da6_b.jpg

Por todas sus obras de caridad, amor, compasión y bondad fue encarcelado y maltratado bajo el mandato de Diocleciano. Cuando Diocleciano murió, Constantino subió al poder. Constantino emitió el Edicto de Milán en 313 que liberó a Nicolás de prisión y lo devolvió a servir a su comunidad. En 325 Constantino llevó a cabo la 1ª reunión ecuménica de cristianos (el Concilio de Nicaea) que procuró establecer unidad en la doctrina cristiana. Nicolás fue un miembro de este concilio y golpeó famosamente a un hombre llamado Arias quien declaró que Cristo no era divino. Después él se disculpó, pero añadió que no podía soportar escuchar que su Señor fuera calumniado. A pesar de esto, él fue alguien determinante en la formación de las ramas de las creencias básicas del cristianismo en la Trinidad.

Mientras la modernidad, por sí misma, es dada a enfocarse más en Santa Claus que en Jesús en esta época, recordemos quién era realmente San Nicolás. Él era un cristiano del Medio Oriente, y así como nuestros hermanos y hermanas en el Medio Oriente hoy, él sirvió a Jesús a pesar de circunstancias difíciles.

Deja que el ejemplo de Nicolás de Myra (aunque lo veamos vestido de rojo y blanco tomando una Coca-Cola) nos recuerde cómo debemos luchar, a pesar de la adversidad, para mostrar el amor que Jesús modeló. A través del alboroto y el consumismo que rodea la visión contemporánea de Santa Claus, recordemos quién fue en realidad San Nicolás y cómo su historia amplía el verdadero significado de la Navidad.

Por favor recuerda orar por nuestros hermanos y hermanas en Cristo en todo el Medio Oriente, donde la Navidad no es una festividad en la mayoría de sus comunidades. Ora que ellos sean capaces de buscar tiempo y oportunidades para celebrar la venida de Jesús a la tierra, no solo durante esta temporada, pero durante todo el año.

A %d blogueros les gusta esto: