Archivos diarios: 28 enero 2020

¿Qué Clase de Personas?

En nuestra entrada anterior, informamos sobre el  10.º Aniversario Del 4×4 Todo Terreno, en Monterrey, México un viaje misionero que concluyó el 1 de enero de 2020 y tuvo resultados significativos.  En los siguientes días publicaremos varios testimonios de algunos jóvenes que participaron, comenzando hoy con Valeria Rodríguez.

Mi nombre es Valeria Rodríguez Valdéz y soy de Monterrey, Nuevo León. Tengo 14 años y desde hace dos años Dios confirmó mi llamado a las misiones.

Durante el 4×4, a mi equipo y a mí nos tocó ir a una casa con mucha necesidad, y ofrecimos limpiarla.  Nos encontramos con una joven de 19 años que cuidaba a su abuelita en estado de cama y que no podía moverse ni hablar. Evidentemente fuimos un gran apoyo para ellos – nos expresaba que no sabía cómo agradecernos. Lo que más me impactó fue el momento en que nos reunimos para orar por la joven (Kelly) y la señora (Cristina).  Tuvimos un tiempo en el que no podíamos parar de llorar y le pedimos a Dios que la cuidara y sanara, que les diera fortaleza para seguir adelante. Nos fuimos muy alegres, y esta dinámica la repetimos por tres días. Siete personas aceptaron a Cristo en su corazón.

Al terminar los tres días allí salimos llenos de ánimo y pudimos contestar la pregunta: ¿Qué clase de personas pagan para ir a un lugar que no conocen, con personas que jamás han visto, para limpiar sus casas? Respuesta: La clase de personas a las que no les importa lo que haya que hacer con tal de compartir de la Palabra de Dios.

En Valle del Roble, la primera ocasión que salimos nos dimos cuenta de la necesidad de la colonia.  Tuvimos la oportunidad de orar por un joven que se estaba drogando, por unos hermanos consagrados a la muerte, por un matrimonio que se drogaba, y por un padre y sus hijos que habían creado una pandilla.  También oramos por la hija de una señora que es cristiana y que le había estado pidiendo a Dios que enviara a alguien que le hablara a su hija, ya que a ella no la escuchaba.  Pues, se cumplió su oración. Fue hermoso saber que éramos nosotros a los que Dios había enviado.

¿Qué clase de personas pagan para ir a un lugar que no conocen, con personas que jamás han visto, y preguntan por mi necesidad? La clase de jóvenes que están atentos a la guía del Santo Espíritu, y que están interesados por los que no han sido salvos.

Después de compartirle a un policía que tuvo una mala experiencia con los cristianos, decidimos presentarnos a las casas de la gente y pedir perdón por las experiencias malas con otros cristianos. Nos dimos cuenta que las personas reaccionaban diferente.  Tenían interés de escuchar y de compartir lo que les había pasado y tuvimos mayor respuesta.  Fue un día extraordinario y sorprendente. Sentimos al Espíritu Santo guiándonos.  Deseo sentirme así cada día de mi vida.

¿Qué clase de personas pagan para ir a un lugar que no conocen, con personas que jamás han visto, para pedir perdón por la hipocresía de muchos otros cristianos? La clase de cristianos que aman a los pecadores como Cristo los amó, y que no les importa humillarse por reconciliar a una persona con Dios.

Quiero invitar a la iglesia a que den buen testimonio.  Que empecemos por nosotros mismos, y que evangelicemos en donde estemos.  Que dejemos que sea el Espíritu guiándonos a donde quiera que vayamos. Les exhorto a tomar el evangelismo como estilo de vida.  Todos sin excepción estamos llamados a compartir de las buenas nuevas.  No importa si nunca antes lo has hecho, cuando Dios manda, hay que obedecer, su Espíritu nos guía y da la palabra. No se pierdan de ninguna actividad evangelística de su iglesia.  ¡Anímense, pues Dios está con nosotros!

A %d blogueros les gusta esto: