Archivo del sitio

Un Poco de Nuestra Historia: La Esencia de Nuestras Convicciones

La visión espiritual de la iglesia de los primeros nazarenos se centró en la doctrina medular de Juan Wesley: Justificación por gracia por medio de la fe, la entera santificación disponible a cada cristiano, y el testimonio del Espíritu de la obra de Dios en la vida del creyente.

Puesto que estas convicciones se mantuvieron en todos los grupos del movimiento wesleyano de santidad, cabe hacer una pregunta clave: ¿Por qué, de más de veinte pequeñas denominaciones, tres iglesias en particular se unieron en 1907 y 1908, mientras que otras no? ¿Qué hizo que estas tres denominaciones regionales decidieran unirse? La Iglesia del Nazareno, la Asociación de Iglesias Pentecostales de Estados Unidos y la Iglesia de Cristo de la Santidad, además de las doctrinas de gracia, mantuvieron en común las siguientes convicciones:

· Conciencia plena acerca del bautismo, ratificando la validez del bautismo del infante y del creyente como iguales, incluyendo como formas aceptables de bautismo la aspersión, la afusión y la inmersión.

· Conciencia plena acerca de la teología milenial.

· La convicción de que todos los cargos laicos y pastorales estuviesen abiertos a las mujeres, incluyendo la ordenación al ministerio. Las tres denominaciones habían ordenado mujeres en sus diferentes rangos.

· Un punto de vista moderado acerca de la sanidad divina, afirmándola pero sin excluir el uso de profesionales en la medicina y el uso de la medicina moderna.

· Otras denominaciones de santidad que insistían en el premilenianismo o el bautismo por inmersión como un requisito para la membresía, rechazaban la ordenación al presbiterio de las mujeres o excluían el uso de consultorios médicos, lo cual era incompatible con la amplia visión de los fundadores nazarenos.

A %d blogueros les gusta esto: