Archivo del sitio

La Cruz Inconveniente

wooden-crossAunque he regresado de los Estados Unidos y aunque la Asamblea General terminó ya hace dos semanas, todavía mis memorias y el tiempo allá siguen reverberando en mi corazón.  Ya escribí una entrada sobre el sermón del Superintendente General J.K. Warrick el 25 de Junio, 2009.  Pero me llamaron la atención dos cosas impactantes al ver el video y “experimentarlo” otra vez:

  1. La canción de los “Olivetians” antes de la prédica de Dr. Warrick encendió toda la congregación.  Sin embargo, era una canción bastante básica.  Sí, con buena harmonía, sí el grupo con muy buenas voces. Pero la letra no era muy profunda.  Solamente cantaron como si estuvieron en el cielo y uniéndose a los ángeles alabando al Señor, al Rey de Reyes, al Cordero, al Alfa y la Omega, al Mejor Amigo.  Mira el servicio en este vínculo (adelantándolo hasta el 1:02) y sin duda vas a comprender que sólo están cantando a Dios y proclamando que Él es digno, y Él merece la honra, y Él es santo, y…toda la canción tiene que ver con ÉL.  Muchas veces nuestras alabanzas y coros tienen mucho que ver con nosotros y no con Dios.  ¿No es cierto que el corazón de la alabanza es Él, ÉL, ÉL? Gloria a Dios por este grupo y la forma en la cual nos ha ministrado.
  2. Nunca en mi vida he visto un culto donde no se ve el predicador.  Esa cruz gigantesca se puso directamente en frente del púlpito.  De hecho, ¡es un poco cómico cuando Warrick está predicando porque no se puede ver!  ¡Qué ridículo!  ¡Qué chistoso!  ¡Hasta las cámeras ni sabían qué hacer a veces para que el predicador saliera en la pantalla!  ¡Qué escándalo!

Hmm.  A veces la cruz nos estorba.  A veces nos es incómoda.  Muchas veces sería más conveniente ponerla a un lado en nuestras vidas.  Cuando la ponemos en el centro de nuestras vidas, ¿parece un escándalo, no?

Gracias, Dr. Warrick, por tu creatividad y por ser usado por Dios para enseñarnos a nosotros una verdad inconveniente.

A %d blogueros les gusta esto: