Archivo del sitio

Misión Global Área Haití

Aprovechando el retiro de Coordinadores de Misión Global realizado este mes en Juan Dolio, República Dominicana, hemos estado presentando a nuestros excelentes coordinadores de las cinco áreas de la Región Mesoamérica.  Hoy terminamos tal enfoque pidiendo que ores por el ministerio de Misión Global en Haití.
14063779_1072223342853984_1036488316503891170_n
Por tres años, Kesner Absolu ha servido como el Coordinador de este ministerio nuevo en Haití. La historia de Kesner es impactante. Él fue seleccionado en 2012 como el primer misionero voluntario sostenido por Haití y enviado como parte del equipo de Servir 12:7. En los últimos años su vida ha seguido siendo un milagro.  Él ha empezado a movilizar su país en Máxima Misión. Él sirve como plantador de iglesias y también como director de un colegio para niños de escasos recursos en su ciudad.  Se casó hace dos años con Erline y recientemente nació su hija Amanda.
Kesner y su familia han sido una gran bendición a este ministerio.  Hace dos meses, debido a los muchos ministerios que está desempeñando, Kesner se renunció su rol como Coordinador de Misión Global de Haití.  Por favor sigue orando por él y su familia.  También ora para que Dios provea el siguiente líder para este ministerio importante. ¡Y aún más ora que Haití siga comenzando a encontrar, entrenar, y enviar misioneros!
En el siguiente enlace puedes encontrar más de la historia de Kesner Absolu:

Haití Envía a su Misionero

“Pues la sabiduría de este mundo es pura tontería para Dios” (1 Cor. 3:19 a. DHH)

Absolu¿Qué es lo primero que le viene a la mente cuando escucha la palabra: “Haití”?

  • El terremoto.
  • Pobreza.
  • La corrupción política.

Era uno de esos, ¿verdad?

Bueno, la frase que me viene a la mente es “generosidad milagrosa“.

Países como Haití han estado recibiendo misioneros durante décadas, pero Dios está transformando las misiones hoy en día en una calle de doble sentido. El misiólogo Samuel Escobar llama a esto “misiones de todas partes a todas partes.”

Este cambio se ha confirmado una y otra vez por los jóvenes de todo el mundo que están respondiendo al llamado de Dios al ministerio transcultural. Por lo tanto, como parte del ministerio de nuestra familia en América Central y el Caribe, emitimos el reto a nuestros países de enviar sus propios misioneros voluntarios. Así es “voluntarios”, como tales, levantando sus propios fondos de sus propias familias e iglesias.

Vimos que Dios trabaja de maneras asombrosas, en como Él resucitó a los jóvenes de México, Nicaragua, Costa Rica y Guyana. Sin embargo, había un país que todo el mundo nos dijo que nunca enviaría un misionero: Haití. Muchos líderes de la iglesia nos dijeron que invirtiéramos nuestro tiempo en otro lugar. “Haití es demasiado pobre para enviar”, dijeron.

Mientras me reuní con los líderes de jóvenes en Haití, emití el desafío. Era un concepto nuevo para ellos, pero me aseguraron que estaban a bordo.

Mi traductor durante ese tiempo era un joven de 23 años llamado Kesner Absolu. Mi primera impresión de él fue que le faltaba confianza en sí mismo. Él también estaba enfermo, y, francamente, no parecía por ninguna parte un misionero exitoso. Así que, obviamente, me sorprendió cuando Haití entrevistó potenciales candidatos y ¡Kesner fue seleccionado!

En los próximos meses capacitamos a Kesner. Tenía internet de mala calidad y nunca había utilizado Skype, así que esto era una aventura. Él necesitaba siete visados ​​para llegar a los países en los que el equipo de la misión estaría ministrando. Poco a poco y sin duda estas cuestiones fueron atendidas; sin embargo, el tema de la recaudación de fondos se cernía sobre nuestras cabezas. ¿Estaban llegando ofrendas? ¿Conocía por lo menos la gente a Kesner y su necesidad? ¿Tendríamos que cancelar sus vuelos y admitir la derrota?

Dos semanas antes del envío, me escribió un correo electrónico (¡un milagro en sí mismo!). Oí la alegría en palabras de Kesner mientras me notificó que había visitado decenas de iglesias y compartió su testimonio. La cantidad entera se levantó: ¡más de USD $ 2,000.00! ¡Haití lo había hecho!

Las lágrimas en mis ojos se nublaron las palabras en la pantalla. Casi me perdí la última parte. Kesner firmó su dirección de correo electrónico de la siguiente manera:

Kesner Absolu

Primer joven misionero haitiano

En medio de las pruebas más difíciles, su desbordante alegría y su extrema pobreza abundaron en rica generosidad.” (2 Cor. 8: 2 NIV).

– Rev. Scott Armstrong es el Coordinador Regional de Misión Global y Génesis en Mesoamérica para la Iglesia del Nazareno. Vive con su esposa y sus dos hijos en Santo Domingo, República Dominicana.

Victoriosa primer Máxima Misión se llevó a cabo en Haití

Haiti3“Fue un fin de semana lleno de aventuras misioneras, dejé mi hogar, mi comodidad para venir a servir y me siento agradecido…” Estas fueron las palabras de uno de los participantes al finalizar la primer Máxima Misión realizada en Haití, del 11 al 13 de Julio de 2014, bajo el liderazgo de Kesner Absolu, coordinador de Misión Global del Área Francés, el apoyo de Ketsia Audain, Yverose Diogène y Raymond Appolon, miembros del concilio nacional de la JNI, además el apoyo de los misioneros, David Campos, coordinador de MNC del Área Francés y Erika Chaves, misionera de apoyo al proyecto Regional GÉNESIS.Haiti6

El primer día fue un viaje de 4 horas al lugar llamado Thiote, del distrito Sur-Este. El grupo visitante fue conformado por 18 personas, en su mayoría jóvenes quienes pagaron por su transporte y alimentación.

El sábado se dio inicio a la actividad con un devocional dirigido por un joven de 19 años y lleno de palmas y cantos en creole. Así mismo, hubo una pequeña introducción a lo que es Máxima Misión como capacitación a la comisión local y posterior a eso, un taller sobre liderazgo dirigido por la presidenta nacional de la JNI: Ketsia Audain para enseñar a los participantes a ser mejores en sus actividades. Esa misma tarde, los jóvenes se dividieron por sectores para hacer evangelismo.

Haiti2Vale la pena contar la historia de cómo Dios usó los jóvenes de Haití en uno de los grupos de evangelismo quienes al llegar a una pequeña casa, viendo a una señora enferma decidieron orar por ella y empezar a interesarse en su vida integral. Cuando finalizaron la oración por su salud, ella agradeció, y pidió que oraran por su nieto, quién no había podido caminar bien en los últimos días. El joven que iba a dirigir la oración amorosamente pidió a la señora quitar los brazaletes de hierbas que rodeaban las muñecas y tobillos del pequeño niño de 3 años la cual es una práctica del budismo. Ella así lo hizo y la oración terminó en gozo y en un coro por sanidad. ¡Confiamos en que Dios seguirá sanando a ese pequeño! es maravilloso ver cómo Dios usa a los jóvenes para llevar su mensaje, sanar y liberar de las ataduras espirituales.

Después del evangelismo, se dio paso a una actividad con 300 niños. Ellos escucharon una historia bíblica, cantaron, vieron títeres y jugaron. Cada participante llevó pasta y cepillo de dientes para enseñar a los niños sobre la higiene bucal y sobre cómo lavar sus manos. En esta ocasión, colaboró también un equipo de aproximadamente 20 jóvenes de la comisión local.  Ese sábado terminó con proyecto gol y un culto evangelísitico para los nuevos convertidos.Haiti5

El domingo por la mañana se tuvo un culto dominical de adoración, por la tarde, se transmitió en vivo el la final del mundial de futbol para compartir el mensaje de salvación con el balón evangelístico. Esa misma tarde, se organizó proyecto gol en otro barrio cercano y ahí mismo se proyectó la película Jesús, con el apoyo de plantadores y líderes locales.

En total, 38 personas aceptaron a Jesús y 18 jóvenes fueron impactados para seguir trabajando en sus iglesias locales y distritos, llevando de forma integral el evangelio. ¡Gracias a Dios por lo que está haciendo en Haití!

Información provista por: Erika Chaves

*Este artículo fue originalmente publicado en www.mesoamericaregion.org.Haiti4Haiti1

 

Primer Retiro de Misión Global Mesoamérica

GM Retreat 2014 Group PhotoPrimer Retiro de Misión Global

Región Mesoamérica, 29 de Mayo al 01 de Junio, 2014

El pasado 29 de mayo se dio inicio al primer retiro de Misión Global de la Región Mesoamérica. Scott y Emily Armstrong como encargados de este ministerio en esta región, desarrollaron 4 días completos de actividades para los 6 coordinadores de cada área: María Eugenia Rodríguez (Área Norte de México), Claudia Cruz (Área Sur de México), Odily Díaz (CA-4), Erika Chaves (Área Central), Lynda Woolford (Área Inglés) y Kesner Absolu (Área Francesa); además, se contó con el apoyo de Milton Gay como coordinador de JNI Regional, pues ambos ministerios se enfocan en objetivos similares.Praying at the beach

En estos 4 días, se llevaron a cabo devocionales como equipo, tiempos de oración e intercesión, dinámicas de grupo, reuniones, evaluación del ministerio, sesiones personales, entre otros. Pero sobre todo, fue un tiempo para re-lanzar la visión de Misión Global de Mesoamérica a cada una de las áreas, pues aunque ya se conoce el enfoque, es bueno recordarlo. Así mismo, es un desafío para cada coordinador en planear su trabajo para este próximo año y desarrollar un equipo en apoyo con los distritos que puede seguir encontrando, entrenando y enviando misioneros, pero para que de una forma u otra se logre la meta final: hacer discípulos semejantes a Cristo en las naciones.

En cuanto a eso, uno de los principales desafíos es lograr la unanimidad de los ministerios a nivel local, distrital y de área, de modo que pese a los intereses de cada departamento, se logre desarrollar una cultura de equipo entre todos, sabiendo que el denominador común es cada discípulo de Cristo de cualquier edad y que paso a paso esa gran rueda irá tomando impulso hasta impactar las áreas por completo. Por otro lado, los 6 coordinadores han participado en proyectos misioneros de corto y largo plazo, así que conocen estas experiencias y están dispuestos en seguir preparando obreros para la cosecha urbana de la mano con la iniciativa regional de Génesis.

GM RetreatLos coordinadores están trabajando proyectos para cada área como lo es el COM Infantil (México Norte), la implementación de Máxima Misión por primera vez formalmente (Haití y República Dominicana), el cuidado integral de los misioneros de Génesis (México Sur), la capacitación de la juventud en el Bachillerato en Pastoral Juvenil (CA-4) y nuevas oportunidades de servicio voluntario enfocadas en la comunidad (Caribe Inglés). En suma a este desarrollo y a las múltiples ocupaciones de este equipo, el tener un retiro fue un tiempo valioso para renovar fuerzas, construir y profundizar relaciones en medio de tres idiomas y traer visión fresca de lo que Dios quiere seguir haciendo en la Región Mesoamérica.

“Hemos llegado al final de tiempo de retiro, pero al inicio de soñar y trabajar para ver realizados los sueños. Mi oración es que Dios nos use y bendiga nuestras vidas y ministerios”. (Claudia Cruz – México Sur)

In the dorm

A %d blogueros les gusta esto: