Archivo de la categoría: La Denominación Nazarena: Una Iglesia Internacional

Celebramos el Ingreso de la Iglesia del Nazareno a un Nuevo País

El siguiente artículo fue publicado originalmente en: Nazarene.org.

La Iglesia del Nazareno ha ingresado a un nuevo país en la Región de Eurasia a través de un plantador de iglesias y evangelista de la localidad llamado Sam*.

Para los misioneros no es fácil ingresar a este país ya que el gobierno prohíbe las actividades cristianas de evangelismo; así que cuando Sam expresó el deseo de plantar Iglesias del Nazareno en su propia nación, los líderes regionales se reunieron con él para discernir la dirección de Dios.

Como resultado, el joven y su esposa se han convertido en nazarenos y representan el primer paso de la denominación para establecer su presencia allí.

PioneerMissionarySam.jpg

El primer Nazareno
Sam creció en una familia sin ningún trasfondo religioso, pero cuando su hermana menor tenía 7 años, se convirtió al cristianismo a través de su involucramiento con una iglesia protestante local.

“No nos alegramos por eso”, dijo Sam. “Estábamos completamente en contra del cristianismo”.

Varios años después, su hermana se enfermó de muerte. Sam, que se había mudado para buscar trabajo, corrió a casa a su lecho de muerte, donde todo lo que le quedaba eran piel y huesos.

Miembros de su iglesia la visitaron para orar por ella.

“Un miembro me habló de la grandeza de Dios y de lo que es posible en Él”, dijo Sam. “Ella comenzó a compartir el amor de Cristo. Ella me compartió acerca de Juan 11:25 – Jesús le dijo: ‘Yo soy la resurrección y la vida. El que cree en mí vivirá, aunque muera'”.

Al recibir estas palabras, Sam tuvo la esperanza de que si llegaba a creer que Jesús era real y confiaba en Él, su hermana podría ser sanada.

“Entonces, acepté a Jesucristo como mi salvador personal”, dijo Sam. “Pude ver que de inmediato ella estaba mejor. Aunque había estado enferma durante seis meses, una semana después se pudo levantar y caminar. Pasó por una operación exitosa, y ahora está sana. Ella es un testimonio vivo.”

Llamado al ministerio
Este milagro sanador llevó a Sam a entregar su vida a Cristo. Fue a India y se inscribió en Instituto Bíblico del Sur de India(South India Bible School). Aquí es donde Sam se encontró por primera vez con la Iglesia del Nazareno.

Completó su educación y regresó a su país de origen equipado para compartir el evangelio con su pueblo. Él compartió pacientemente acerca de Jesús con su familia y amigos, y eventualmente, toda su familia aceptó a Cristo.

“Tenemos una iglesia allí en mi aldea”, dijo Sam. “Mi tío está encargado de la iglesia. Estoy tan emocionado y feliz porque ahora todos estamos en el mismo lugar, siguiendo a Dios”.

Asociación con la denominación nazarena
En 2017, Sam volvió a contactar a un líder nazareno en India quien estaba supervisando las Iglesias del Nazareno en varios países.

El año siguiente, se reunió con otros líderes nazarenos regionales. Sam recibió la invitación de unirse a la denominación y a establecer la Iglesia del Nazareno en su país de origen.

“Admiro el trabajo que él y su esposa están haciendo con su gente”, dijo un líder de área en la localidad. “Me encanta la pasión y el compromiso que tienen para compartir el evangelio con las personas”.

Evangelismo de amistad
Sam primero establece amistades con las personas antes de hablar sobre lo que Dios ha hecho por él y su familia.

“Comienzo estableciendo una relación [con las personas]”, dijo Sam. “Después de crear una amistad íntima y cercana, los llamo y tal vez vamos a tomar un café o algo, y luego comienzo a compartirles de Cristo”.

En una ocasión, fue invitado a predicar en una iglesia de una aldea fuera de la ciudad. Después, se detuvo en una carnicería.

“Tuve una conversación con el chico que estaba trabajando”, dijo Sam. “Hice una amistad con él y su familia. Tuve el privilegio de alcanzarlos, y les compartí el amor de Cristo. Ahora todos están en Cristo. Este mes los bautizaré”.

Ante la persecución
A pesar del derecho legal de practicar la fe cristiana, Sam y su esposa enfrentan discriminación por su fe.

Recientemente, se mudaron a una ciudad más grande. Sin embargo, una serie de propietarios se negaron a alquilarles un apartamento cuando descubrieron que la pareja era cristiana. Finalmente, la pareja encontró a una persona cristiana que les alquiló un apartamento.

A pesar de estas circunstancias hostiles, Sam abrió su propio negocio para poder compartir a Cristo a través de conversaciones normales.

“Comenzamos el ministerio en este país en septiembre pasado, y ahora ya tenemos un pequeño grupo de compañerismo que adora al Señor Jesús”, dijo el coordinador de estrategia de área. “Esperamos ver más cosas hermosas que sucederán a través del ministerio de Sam y su esposa en un futuro cercano”.

*Nombre ficticio por seguridad.

Más Melocotones, Mejores Melocotones

Por David Busic

Hace algunos meses, pasé la tarde con Junior y Jaci Rodrigues. Ellos son nazarenos, plantadores de iglesia, y han ayudado a formar cinco congregaciones. Aunque ambos son de Brasil, ellos han plantado y están pastoreando una iglesia en Argentina. La ciudad donde su iglesia está ubicada es un terreno difícil. Es la capital académica del país y el hogar de muchas universidades. Siendo muy secular y posmoderna, la ciudad está más alineada con Norteamérica y la Europa occidental que con otros lugares de Sudamérica. Un porcentaje elevado de la población son ateos y agnósticos. Ellos son la única iglesia evangélica en todo el vecindario urbano.

El templo está ubicado en un vecindario semicomercial, cerca de muchos apartamentos y casas pequeñas. Ellos pudieron comprarlo a un buen precio porque durante muchos años fue una clínica ilegal de abortos. El propietario de la clínica falleció en la clínica y por varios meses no pudieron encontrarlo. Por lo tanto, muchos en el vecindario creen que el edificio tiene una maldición. La iglesia se reúne en el primer piso y los Rodrigues viven en el segundo piso junto a sus dos hijos. La congregación está creciendo y están teniendo un impacto del Reino entre sus vecinos.

En la parte trasera del edificio hay un pequeño patio. Ahí hay un árbol de melocotón que nunca antes había dado fruto. Sin embargo, después de que ellos se mudaron, el árbol de melocotón de repente comenzó a dar melocotones. ¡Muchos, muchos melocotones! Tantos que, de hecho, era muy difícil mantenerlos fuera del suelo y un número considerable de melocotones comenzó a caer en el patio trasero de la vecina. Un día su vecina vino a visitarlos. Jaci la invitó a entrar y dijo “Estoy segura que usted está aquí por los melocotones que están cayendo en su patio. Lo sentimos mucho. Con gusto podemos ir y limpiar por usted.”

73cf57e0-ebf7-4c5e-b3d8-bfed915bda4f.jpg

La vecina respondió: “Estoy aquí por los melocotones, pero no porque estoy molesta. Tengo curiosidad y tengo una pregunta. Por los últimos 20 años he vivido en la casa de al lado. Esta casa ha sido una clínica de abortos y ese árbol de melocotón ha estado muerto. No había dado fruto – ni un solo melocotón. Pero, cuando ustedes se mudaron con su iglesia, de repente revivió y empezó a dar fruto. Quiero saber, ¿qué pasó? ¿acaso hechizaron al árbol?”

Jaci estaba sorprendida pero preparada. “No,” le dijo, “No hay ningún hechizo. Todo lo que puedo decirle es que este lugar era un lugar de oscuridad y muerte, pero ahora es un lugar resplandeciente, de luz y vida. Supongo que esa es la razón por la cual ¡Dios está bendiciendo nuestro árbol de melocotón!”

La vecina quedó intrigada y comenzó a asistir a la iglesia. Hoy ella es una nueva cristiana y está creciendo en su fe.

Esta asombrosa historia me recuerda cuando Jesús les habló a sus discípulos sobre cómo ser fructíferos misionalmente: “Yo soy la vid y ustedes son las ramas. El que permanece en mí, como yo en él, dará mucho fruto; separados de mí no pueden ustedes hacer nada… [pero] si permanecen en mí y mis palabras permanecen en ustedes, pidan lo que quieran, y se les concederá.” (Juan 15:5,7 NVI).

El Pastor Junior y Jaci Rodrigues están esperando, confiando y permaneciendo en Cristo Jesús. Cristo en ellos está trayendo luz y vida a lugares oscuros. Fue un privilegio para mí ordenarlos como presbíteros de la Iglesia del Nazareno.

En el sermón inaugural de la capilla del Seminario Teológico Nazareno, el Superintendente General J. B. Champan desafió a la facultad y a los estudiantes con una misión clara: “Más predicadores – mejores predicadores.” Siempre me ha gustado esa frase. Me gustaría sugerir un pequeño cambio a la frase y convertirla en una oración. Qué pasaría si todos nuestros fuertes misionales, cada iglesia local, tuvieran una declaración similar: “Más melocotones – mejores melocotones.”

Más fruto – mejor fruto. Que así sea para todos nosotros.

Nueve Observaciones Sobre las Estadísticas de la Región Mesoamérica 2018

Por Scott Armstrong

mesoagesp

Hace algunos días, compartí diez observaciones que tuve después de analizar las estadísticas de la Iglesia del Nazareno 2018 (disponibles en: español). Evidentemente, me enfoqué en el mundo, y ahora quisiera centrarme más en el Caribe y América Central. ¿Cuál es el estado de nuestra Región Mesoamérica? A continuación, comparto varias cosas que he notado:

  1. A pesar de que hemos visto un crecimiento alentador en la última década (38.27%), el crecimiento del año pasado fue insignificante (0.76%). Leíste correctamente: en 2018 nuestras iglesias en Mesoamérica reportaron menos de 1% de crecimiento. Dicho de otra manera, por cada 100 personas quienes nos hacemos llamar nazarenos en esta región, hemos discipulado menos de 1 persona para que sea miembro. Es un poco desconcertante porque (véase #2)…
  2. Reportamos 31,640 conversiones y 14,273 bautismos el año pasado. De hecho, el año pasado, 19,222 nuevos miembros se volvieron parte de nuestras iglesias en Mesoamérica por profesión de fe o traslado de otras denominaciones. ¡Gloria a Dios! Esos números hubieran significado un gran crecimiento mayor al 0.76% mencionado anteriormente, si no hubiera sido por todas las pérdidas en membresía que sufrimos, por muerte, remoción o traslado. Esas son las razones combinadas por las que la cifra de crecimiento total no fue más alta.
  3. Aunque tenemos más de 420,000 miembros en Mesoamérica, poco más de la mitad del total asiste tanto a los cultos de adoración que se ofrecen (53.7%)como a los grupos de discipulado (53.2%). Eso significa, en otras palabras, ¿que la mitad de nuestros miembros están asistiendo semanalmente a grupos de adoración y/o discipulado? No exactamente. Sabemos, por ejemplo, que hay personas quienes no son miembros y asisten a los servicios de adoración cada semana y también a los grupos de Escuela Dominical y Discipulado.
  4. El total de Contribuciones de Misión Global creció el año pasado un 46%. ¡Es difícil expresar lo emocionante que es esto para nuestra región! La mayordomía y fidelidad misionales han sido grandemente enfatizadas por MNI y todos los ministerios en los últimos 4-5 años. Este rápido incremento solo puede alentarnos mientras seguimos expandiendo nuestro compromiso para financiar la misión alrededor del mundo.
  5. La ofrenda para el Fondo de Evangelismo Mundial es del 1.54% de las ofrendas no destinadas a misiones. Recuerda, la meta denominacional para cada iglesia y distrito es del 5.5%. Un total de cinco distritos, de los 80 que tenemos en toda la región, dieron 5.5% o más, ellos son: Guyana Demerara-Essequibo en el Caribe, Alto Artibonite, Sur Centro de Jacmel y Bajo Noroeste en Haití, y el Distrito Golfo de México. Para el resto de nosotros, ¿qué pasó? La Iglesia del Nazareno en la mayoría de nuestros países inició por el ministerio de misioneros apoyados por el FEM. Ahora es nuestro turno para devolver el favor.
  6. Mientras que los totales del Fondo de Evangelismo Mundial de los distritos son desalentadores, 782 de 3,166 congregaciones (25%) pagaron sus asignaciones o presupuestos por completo el año pasado. Cuando la Iglesia del Nazareno habla de asignaciones o presupuestos, nos referimos al apoyo para nuestras oficinas distritales, ministeriales, instituciones educativas, así como para el FEM. Aunque todavía tenemos mucho trabajo que hacer, esta estadística es mucho más alentadora, solo porque muestra que, a nivel local, muchas de nuestras congregaciones están aprendiendo a tener un enfoque externo y a ser fieles a la denominación.
  7. La membresía de JNI en Mesoamérica descendió un -2.7%. Una cosa es experimentar apenas algún crecimiento año con año, pero en 2018 realmente no hemos visto crecimiento alguno, es decir, tenemos menosjóvenes. Solo en México, vimos un descenso del -8.9%. Esta debe ser una llamada de atención para todos nosotros como líderes nazarenos en el Caribe y América Central. Si no priorizamos a los niños y jóvenes, nuestra iglesia se convertirá en una reliquia antes de darnos cuenta.
  8. Más de uno de cada tres nazarenos vive en Haití. La cifra exacta es 36.6%. No es el país más poblado, y su territorio es pequeño comparado con el territorio de muchos otros. Existen innumerables desafíos políticos, sociales, y económicos. Sin embargo, Haití se ha convertido en tierra fértil para que el evangelio eche raíces – y en particular, para el mensaje de santidad.
  9. Como vemos en el resumen global, la asistencia en Discipulado ha crecido más que las cifras totales de membresía: para ser exactos, 4.7% en nuestra región. ¿El área que ha experimentado el mayor crecimiento en asistencia a la Escuela Dominical y Discipulado? El Caribe, con 8.2% el año pasado.

Espero que estos dos últimos artículos sean útiles para ustedes. Me gustaría escuchar específicamente de nazarenos en la región Mesoamérica. ¿Qué observan al leer las estadísticas más recientes? ¿Cuál es su reacción al leer mis nueve observaciones?

Diez Observaciones Sobre las Estadísticas Globales de la Iglesia del Nazareno 2018

Por Scott Armstrong

El Secretario General David P. Wilson y los Servicios Nazarenos de Investigación, recientemente lanzaron los reportes anuales de la Iglesia del Nazareno para 2018(disponibles en: español). Estos reportes detallados documentan las actividades misionales de la denominación, en una escala global muestran el crecimiento para la Iglesia del Nazareno durante el año estadístico, así como el continuo crecimiento durante la década pasada.

¡Hay mucho por lo cual debemos estar agradecidos! ¡Dios se está moviendo en el mundo y en nuestra denominación!

Statistics2018.jpeg

En un próximo artículo, estaré ofreciendo algunas observaciones específicamente sobre las estadísticas de Mesoamérica. Sin embargo, por ahora, y como he hecho en el pasado, he leído el documento y comparto a continuación mis observaciones iniciales:

  1. La membresía de la denominación ha crecido constantemente durante los últimos 10 años, aunque el crecimiento del año pasado fue escaso. La membresía ha aumentado de aproximadamente 1.8 millones en 2008 a cerca de 2.58 millones en 2018. Además, en ningún año de la última década vimos un declive en la membresía alrededor del mundo. Un crecimiento de más del 40% en solo 10 años ¡es muy alentador! Sin embargo, el crecimiento el año pasado fue tan solo de 1.13% (léase #4 para conocer la razón).
  2. Por primera vez en una década hemos reportado una disminución en el número de iglesias. En 2017, 30,875 iglesias fueron reportadas, y en 2018, 30,712 fueron reportadas. Se debe observar que el descenso puede ser visto desde una perspectiva positiva en este sentido: mientras que el número de misiones decreció (tomando las cifras totales con ellas), muchas de esas “iglesias no organizadas” muy seguramente se volvieron organizadas, lo que se refleja en una disminución de ese número en un 0.58%. Aún así, el año pasado organizamos el menor número de iglesias que en cualquier otro año de la década pasada. Una cosa es cierta: ¡necesitamos seguir enfatizando la plantación de iglesias!
  3. De las seis regiones mundiales, África y Eurasia están marcando el paso. África creció 7.3% el año pasado, y 29.3% de los nazarenos en el mundo son africanos. En algunos años es probable que uno de cada tres nazarenos alrededor del mundo se encuentre en ese continente. En lo que a Eurasia se refiere, su membresía es más del doble en la última década (un crecimiento del 112%).
  4. La membresía en las regiones de Sudamérica y Estados Unidos y Canadá ha disminuido. El descenso del -11.52% en la membresía de Sudamérica en un inicio parece alarmante. Sin embargo, los Servicios Nazarenos de Investigación informan que un distrito había duplicado el número de miembros en plena comunión en su reporte en 2017, y los 52,550 miembros menos, reportados en 2018, son una corrección del año previo. Por lo tanto, puede verse como una “pérdida artificial” (así como el supuesto crecimiento en ese distrito en 2017 puede etiquetarse como una “ganancia artificial”). El descenso en la membresía de la región de Estados Unidos y Canadá es otra historia. Mientras que la Iglesia global ha crecido 40% en los últimos diez años, la membresía en esos dos países ha disminuido un -4.57% durante la misma década.
  5. Un gran número de nuevos nazarenos están siendo recibidos por traslado de otras denominaciones (11.46%), mientras que un número menor de nazarenos están siendo recibidos por profesión de fe, en comparación con la década pasada (-9.47%). Es emocionante ver que otros cristianos están cambiando su membresía quizá por una concordancia con la doctrina o por experimentar el amor de las iglesias nazarenas. Al mismo tiempo, la mayoría de los cristianos de la Gran Comisión estarían de acuerdo que nuestro crecimiento primario debe ser resultado de alcanzar con las buenas nuevas a aquellos que no conocen a Cristo.
  6. El énfasis denominacional sobre discipulado durante los últimos 10 años parece estar rindiendo frutos numéricos. La asistencia a la Escuela Dominical y Discipulado ha crecido 62% en la última década, un número mucho mayor que la estadística de la membresía total. Para ponerlo de otra manera, el año pasado la asistencia al discipulado representó el 51% de la membresía total, mientras que en 2008 ese porcentaje era solamente de 44%. Parece que un número mayor de nuestros nazarenos son parte de algún grupo de discipulado semanal, y/o que nuestros pastores y líderes están aprendiendo cómo reportar más adecuadamente una variedad de formas de discipulado que se están llevando a cabo.
  7. Dios está llamando y la Iglesia está ordenando a más y más líderes. Un porcentaje de 21% más de líderes y 48% más de diáconos, han sido ordenados desde 2008. El número de ministros licenciados también sigue incrementando. Un rápido crecimiento de la Iglesia requerirá más y más líderes para predicar, servir y administrar los sacramentos. ¡Alabamos a Dios por el creciente número de pastores y laicos respondiendo al llamado de Dios de pastorear a su pueblo!
  8. La membresía en la Juventud Nazarena Internacional ha crecido solo 3% en 10 años. Vuelvo a señalar eso: mientras que la membresía total ha crecido 40% desde 2008, la JNI ha crecido solo un 3%. El total del año es 0.53%. Me faltan las palabras. El año pasado señalé este asunto, y me preocupa que cualquier súplica para hacer ajustes esté llegando a oídos sordos. Todas las iglesias quieren que la juventud esté presente, ¿pero cuántas están dispuestas a cambiar para alcanzarlos y cuántas, entonces, están dispuestas incluso a cederles el liderazgo? Si no decidimos intencionalmente, de todo corazón, invertir nuestro tiempo, recursos y amor en nuestros niños y jóvenes, habremos perdido nuestra oportunidad para ser agentes de cambio en la sociedad en los próximos 50 años.
  9. Las ofrendas para Misión Global (Fondo de Evangelismo Mundial + Ofrendas Especiales Aprobadas + Otros Intereses Globales) incrementaron considerablemente. ¡Un crecimiento del 5.6% es emocionante! Refleja una mayordomía y compromiso profundos alrededor del mundo. Dicho esto (véase #10)…
  10. Tenemos un camino largo por recorrer en lo que se refiere al Fondo de Evangelismo Mundial (FEM). En la primera página del reporte la evidencia no puede negarse: exactamente un tercio de las Iglesias del Nazareno en el mundo dieron, de sus ofrendas que no son destinadas a misiones, el mínimo esperado de 5.5% o más al FEM. Hay que reconocer, en un aspecto positivo, que ese número es mucho más grande que el del año anterior: solo 26.8% de las congregaciones en el mundo dieron el monto total en 2017. Aún así, ¡casi 29% de nuestras iglesias no dieron nada al FEM el año pasado! Y 96% de todo el FEM provino de una sola región: Estados Unidos y Canadá. En todo el mundo ¡tenemos que mejorar! Hemos sido bendecidos por el FEM durante mucho tiempo; ahora nos toca bendecir a otros. Así como un pastor dominicano amigo mío, quien está en proceso de transferir sus credenciales a nuestra denominación, me dijo una vez, “¡¿Cómo una iglesia puede llamarse nazarena si no está dando al Fondo de Evangelismo Mundial?!” ¡Buena pregunta, José Luis!

¡Vaya! Eso fue mucho, lo sé. Aún así, indudablemente omití docenas de observaciones significativas. ¿Qué información destacarías, después de leer este documento? ¿Cuál de mis diez observaciones te alienta o te alarma más?

En las Ciudades

Saludos desde Kansas City, Missouri, EEUU. Estoy participando en una Conferencia de Liderazgo Regional y he sido invitado a ser parte del panel enfocado en “Misión a las Ciudades.” Es un gran honor hablar sobre este tema junto con varios líderes de misión urbana y Superintendentes Generales, como parte de este panel.

Cada uno de nosotros estará compartiendo una breve introducción de nuestro contexto ministerial, y quisiera compartir con ustedes lo que estaré diciendo durante la apertura del panel:

Good morning! ¡Buenos días!

Soy un misionero nazareno en Santo Domingo, República Dominicana. Mi familia y yo hemos vivido en cinco países diferentes en los últimos 15 años, y ahora estamos coordinando una iniciativa llamada Génesis. Génesis busca traer un nuevo comienzo a las ciudades grandes de la Región Mesoamérica, lo que es irónico, porque justo hace 8 años, casi no me preocupaba la misión urbana.

Empezamos nuestra carrera misionera viviendo en la ciudad de Guatemala, Guatemala y San José, Costa Rica: dos grandes ciudades con mucha, mucha necesidad. Y, por supuesto, como misionero, ¡yo estaba apasionado por ganar el mundo para Cristo! Pero durante ese tiempo, si me hubieran preguntado por qué las ciudades son importantes para Dios, hubiera titubeado. ¿No se supone que todos los lugares son importantes para Dios? ¿Qué tienen de especial las ciudades?

Fue hasta el 2011 cuando mi familia y yo nos mudamos a la ciudad de Panamá, Panamá, que empecé a entender. Verán, pasamos de vivir en una casa a vivir en el piso 19 de un gran edificio. La vista era asombrosa. Debido a un temor saludable a las alturas, no salía al balcón muy a menudo, pero una noche lo hice. Pensé en que todas esas luces representaban una persona, o incluso una familia. Y en ese momento – no sé de dónde vino – pero por primera vez estiré mis brazos y susurré esa oración que, ahora, he orado miles de veces: ¡Señor, dános la ciudad!

Panama-transforma-colores-aprecia-diferentes_LPRIMA20150122_0222_23.jpg

En aquel momento nuestra región estaba investigando dónde estábamos como Iglesia nazarena, dónde éramos fuertes y dónde éramos débiles, hablando geográficamente. Nos dimos cuenta que el 79% de nuestra región vive en un contexto urbano, pero ¡solo 29% de nuestros nazarenos están ahí! En otras palabras, en los lugares más poblados tenemos menos nazarenos. Nos dimos cuenta que el ministerio en nuestra región tiene que ser ministerio para el centro urbano. Hemos pasado los últimos ocho años entrenando a misioneros urbanos y equipando a nuestras iglesias existentes para alcanzar creativamente sus ciudades. Quizá después exploraremos cómo el ministerio urbano necesita verse diferente, comparado con el ministerio rural y suburbano.

Algunos de ustedes quizá pregunten: “Pero esa es tu región. ¿Qué tiene que ver eso con nosotros?” Bueno las estadísticas en Estados Unidos y Canadá son un poco diferentes. Esta región es, de hecho, la más urbana en el mundo. ¡Casi 9 de cada 10 personas en estos dos países viven en una ciudad de 100,000 habitantes o más!

Como Iglesia del Nazareno en EEUU/Canadá, no somos tan rurales y suburbanos como la Región Mesoamérica. Aún así, ¿sabían que la membresía nazarena es .17% del total de la población en nuestras ciudades grandes? En otras palabras, ni siquiera uno de cada 500 habitantes urbanos en Canadá y los Estados Unidos es un nazareno.

Tal vez son más estadísticas de las que esperaban. Así que simplifiquémoslo.

Tenemos mucho trabajo que hacer.

Y ese trabajo tiene que ser en las ciudades.

Como dice el autor y pastor de Nueva York, Tim Keller, “No necesitamos iglesias solo en las ciudades. Las necesitamos dondequiera que hay personas. Por lo tanto, las necesitamos especialmente en las ciudades.”

 

 

La Mies Sigue Siendo Mucha

Por Daniela Santiago

Hace unas semanas tuve la oportunidad de ser parte de Tercera Ola, 2019 en India. Estoy muy agradecida con el Señor por permitirme ser parte de esta experiencia.

Uno siempre limita su visión de la vida y de lo que sucede alrededor, sabemos que existe un mundo mucho más grande allá afuera, pero es difícil entenderlo. Más allá de nuestras fronteras existen diferentes formas de vivir y de comprender lo que significa seguir a Cristo. Muchas veces significa perder la vida, en otras ocasiones, perder la libertad; pero todos esos posibles riesgos no se comparan con el amor y el compromiso de extender el reino de Dios, en todo el mundo.

Fue increíble poder conocer y experimentar lo que nuestra Iglesia del Nazareno hace alrededor del mundo. Qué bendición saber que el evangelio de Jesús se extiende hasta los confines de la tierra, y que nuestra familia nazarena está dispuesta a ir.

50529002_752468568460959_5106369863270531072_n.jpg

Uno de los momentos dentro de Tercera Ola que marcó mi vida, fue escuchar el testimonio de las personas que viven y sirven en áreas de Acceso Creativo, lugares en los que compartir las buenas nuevas de Jesús requiere de mucho compromiso, mucha paciencia, mucha sabiduría y mucha perseverancia. Escuchar que se sentían libres para poder gritar y alabar a Jesús en ese momento, puesto que, en su país, debían hacerlo todo en silencio y a escondidas. Con lágrimas en los ojos y un deseo aún más grande de servir, me di cuenta que la mies sigue siendo mucha, y que Dios sigue necesitando más personas que respondan “Envíame a mí.”

50326162_239759490277608_6995931800203689984_n.jpg

 

51162294_233238307627221_2007605475226419200_n.jpgAcostumbrada a los resultados fugaces, fue un reto enorme para mí escuchar cómo se trabaja en estos países. Pero mi corazón se llenaba más y más de gozo al saber que el mismo fuego que el Espíritu Santo ha puesto en los corazones de nuestros hermanos para servir en estos lugares, es el mismo fuego que arde dentro de mí. Comprendí que Dios es un Dios de orden y procesos, que mi respuesta a su llamado está vigente, y que, a pesar de sentirme limitada para servir en este momento, estoy justo donde Él quiere que esté. Los dones de Dios son irrevocables, como también lo es su llamamiento.

Convivir, conversar, intercambiar ideas, estrategias, puntos de vista y recursos de evangelismo creativo con personas de más de 60 países diferentes, fue una experiencia que realmente ha cambiado mi perspectiva del mundo, de lo que es cultura y lo mucho que ésta influye al momento de crear y planear estrategias para compartir el evangelio.

He aprendido muchas cosas en este viaje, que la paciencia es recompensada por el Señor, que todo comienza con la oración, y que decidimos ir a las personas que no le conocen por el amor que tenemos por Jesús y su evangelio.

*Daniela Santiago es líder juvenil en el Distrito Oaxaca Norponiente en México.

Restringida…pero no Callada

Por Diana González

Hace algunos días tuve la bendición de ser parte de Tercera Ola 2019 en Hyderabad, India. De esta experiencia una no vuelve igual, nuevas perspectivas, una nueva manera de ver la vida; pero también retos al escuchar sobre las necesidades que existen y lo que la Iglesia del Nazareno está haciendo para suplirlas en el Nombre de Jesús.

Nos reunimos más de 60 naciones para adorar a Dios, compartir experiencias, estrategias de trabajo, formas de hacer ministerio juvenil en tantos contextos diferentes, entre otros valiosos temas. Fue indescriptible estar entre tantas naciones, idiomas, culturas y sabores, pero con la misma pasión por el Señor; pude experimentar una pequeña muestra de cómo será después de Su venida. Además, de alguna manera, el mundo se hizo más pequeño para mí ¡porque ahora tengo amigos del otro lado del mundo!

50481812_485426148652870_5208591747067674624_n.jpg

50437954_447724335764950_2678421380508155904_n.jpg

De todo lo vivido, lo más impactante para mí fue escuchar los testimonios de los misioneros que trabajan en países de Acceso Creativo, en donde la paciencia es parte de la estrategia y lo que entendemos en nuestros contextos como “buenos resultados” es reconsiderado y atesorado; en países en donde no hay libertad de culto o simplemente a la gente no le interesa saber de Jesús, la Palabra de Dios está “Restringida…pero no callada,” así lo expresó el Director Regional de Eurasia.

Yo había aprendido sobre el Evangelismo Relacional en una clase de la Pastoral Juvenil, sobre cómo Jesús estableció Su reino a través de la amistad y prestando atención a detalles que son importantes. Y en los países de Acceso Creativo el Evangelismo Relacional es parte crucial, donde a través de llevar años de amistad uno es capaz de compartir las Buenas Nuevas.

50343489_1823382504438644_2274089585849925632_n.jpg

Es difícil expresar cuán agradecida estoy por esta experiencia. ¡Fue un tiempo en el que Dios nos recordó que éste es nuestro momento, éste es nuestro lugar pero también ésta es nuestra decisión!

*Diana González es líder juvenil y coordinadora de Misiones Globales en El Salvador.

Diversas Formas de Adorar a Dios

Por Saraí Ramos

Hace algunas semanas, Dios me regaló la oportunidad de viajar a la ciudad de Hyderabad, India para participar de la Tercera Ola, un evento a nivel mundial que reúne a líderes juveniles emergentes de la Iglesia del Nazareno. Este evento tiene como propósito que los líderes se conecten a través de líneas culturales para la capacitación, compañerismo y colaboración, brindándoles espacios para el desarrollo del liderazgo en un entorno global.

Así que cerca de 260 personas procedentes de 61 países, nos reunimos del 8 al 13 de enero en este evento, ¡ya te imaginarás todas las diferencias de lenguaje, vestimenta, alimentación y locuras que se pudieron vivir allí!

b3fa6ff9-a89e-4ae3-8ff6-47679935cce9.JPG

Y justo en una de esas locuras que vivimos el primer día, pude conocer a dos personas increíbles Olly y Clayton, dos chicos de Australia que aman su cultura Samoana y disfrutan compartirla con todos los que pueden, por lo que a lo largo de la semana nos deleitamos en conocer y admirar Hakas, danzas típicas de Samoa, su lenguaje, la vestimenta y muchas cosas más.

7e8c8599-f1d5-454b-ae6b-f1a254394b8c.JPG

Saraí con Olly y Clayton

Pero lo que más me impactó de todo esto fue la pasión en sus rostros al realizar una danza  típica de Samoa, que presentaron en el show de talentos; Clayton, Olly y su región, nos hicieron sentir parte de una película, parecía que todos estábamos en Moana; ¿puedes imaginarte toda la emoción que existía en todos los que admirábamos tal danza?

84181241-c50c-4ec1-bc8b-5397c8b5e32d.JPG

Cuando terminaron su presentación nos compartieron que esa danza era un canto Cristiano y que esa era la manera en que ellos adoraban a Dios en sus lugares de origen.

¿Sabes? Todo esto me recordó que hay un sin fin de maneras para adorar a Dios y compartir su amor y que cada uno de nosotros debería ser como ellos, orgullosos de nuestra cultura cristiana, compartiendo con pasión en todo tiempo, el amor y gozo que encontramos en Jesús.

*Saraí Ramos es presidente de la Juventud Nazarena Internacional en el Distrito Golfo de México.

A %d blogueros les gusta esto: