Archivo del sitio

Llamados a Santidad – Parte 3 de 3

Esta semana hemos explorado las características de una vida santa como ha esbozado la Dra. Nina Gunter. Hemos reproducido la introducción y la primera parte del sermón “Llamados a Santidad.” Hoy terminamos este mensaje detallando las últimas cinco características de un pueblo santo.

6. Fe (vida) holística basada en el origen y preeminencia de Dios.

Él es la fuente de todo lo que somos, y Él es Señor de todo lo que hacemos. Las disciplinas están integradas.

Todo es permeado con la presencia de Dios…todo lo que somos 7 días a la semana, 24 horas al día, y en todo lo que hacemos.

Nuestras vidas no están divididas. Es Dios en nosotros—en todo: en la casa, trabajo u oficina, escuela, iglesia, viajes—vivir la realidad de la presencia constante de Dios.

La pregunta de Juan Wesley al principio de sus reuniones de clase era, “¿Cómo va esto con tu alma?” La fe holística influencia cada paso de la vida.

7. Corazones con propósito basados en el amor de Dios.

El amor de Dios—el incondicional, el amor santo de Dios—es la esencia. Es el corazón del mensaje de Dios.

Se trata de la teología del amor…el amor de Dios no está basado en una actuación. El amor de Dios no está basado en buenas obras, sino en el amor, la gracia y la misericordia de Dios mismo.

Somos quienes somos—hijos de Dios—porque somos llenos del amor de Dios. Este amor nos empodera a ser personas íntegras y auténticas. Dios habla en serio sobre amarle con todo nuestro corazón, alma, mente y fuerzas, y amar a nuestro prójimo como a nosotros mismos. Esta es la esencia de la santidad.

Sean santos.

Sean mis testigos. Ser viene antes de hacer.

Sean el pueblo de Dios.

8. Liderazgo siervo basado en la mente de siervo de Cristo.

“Jesús se humilló a sí mismo.” Él se ciñó a sí mismo con la toalla del Servicio. Estaba interesado en la toalla—no en juguetes, títulos y baratijas.

Servimos a Dios en ministrar a las personas.

Nos despojamos de nuestros derechos en sumisión a la justicia de Dios.

Ilustración: Un pastor de la República Democrática del Congo caminó por días para llegar a la Asamblea y ser ordenado. Se le hicieron las preguntas tradicionales por el Superintendente General: ¿Predica la santidad? ¿Su gente entiende la santidad? ¿Cómo lo sabe? Su respuesta: “Cuando los problemas vienen, nos unimos. Identificamos el problema, y así juntos en amor buscamos la solución.”

Un pueblo santo se despoja de sí mismo para servir a los propósitos de Dios.

9. Trabajo significativo basado en el llamado de Dios.

El significado de nuestra trabajo no es visto a través de los resultados—aunque son importantes. No—el significado de nuestro trabajo se basa en el llamado de Dios.

Creemos en un ministerio por el llamado de Dios.

¿Escuchaste “La Voz”?

Es el corazón de Dios. Detrás de la voz hay una persona. Ese es Dios.

¿Dónde está el valor en lo que hacemos? No el dinero…no los beneficios. Pero hay alguien que nos llama, quien da significado y propósito a nuestro trabajo.

El que nos llama no nos deja ni nos abandona. Cuando las nubes están bajas, las noches son largas, y los deberes son muchos—El que nos llama está ahí dándole significado a todo lo que hacemos. Salmo 46:10.

No hay lugar abandonado por Dios.

10. El ser restaurado basado en la imagen de Dios.

Un sentido de ser quebrantado lleva a la gente a buscar la plenitud para ser restaurado.

La salvación es la restauración de la imagen de Dios en nosotros.

“Humpty Dumpty en una pared se sentó,

Humpty Dumpty de ahí arriba se cayó.

Todos los caballos del Rey y todos los hombres del Rey

No pudieron poner a Humpty entero otra vez.”

Pero Dios puede hacer plena a la gente otra vez.

Nosotros los nazarenos creemos que nadie está tan perdido que no pueda ser encontrado—nadie tan malo que no pueda ser redimido—nadie tan lejos que no pueda regresar.

Si estás convencido que tienes un tesoro, es fácil recomendarlo a otros.

En cada persona, está la imagen cubierta de Dios.

La santidad nunca será una teología anticuada porque la naturaleza humana no ha cambiado. La santidad se trata de la naturaleza de Dios transformando nuestra naturaleza para que sea como la naturaleza de Él.

pexels-photo-258100.jpeg

Por lo tanto, podemos predicar un mensaje de esperanza y santidad. El mensaje de santidad es un mensaje de esperanza.

¡Podemos ser liberados del poder del pecado! Podemos ser purificados, santificados totalmente, empoderados con la llenura del Espíritu Santo, restaurados en la imagen de Dios.

Hay momentos de crisis en esto. Y hay un proceso en esto.

Dios puede liberarnos de cualquier cosa que hay en nuestra vida contraria a la naturaleza de Dios y que nos esclaviza.

Conclusión:

Juan Wesley: “No tengo miedo que la gente llamada metodista deje de existir en Europa de América. Temo que existan solo como una secta muerta, teniendo la forma de religión sin poder. Y esto indudablemente será el caso a menos que se mantengan firmes en la doctrina, el espíritu y la disciplina que los afirmó la primera vez.”

Nazarenos, ¿cuál es nuestra doctrina, espíritu y disciplina básicos? Es la misma que Juan Wesley definió para los metodistas—la experiencia y el crecimiento en santidad de corazón y vida en los nazarenos.

El gran cumplido pagado a ustedes como distritos, iglesias, oficinas o escuelas: un Dios santo camina entre un pueblo santo en este lugar.

¿El movimiento de santidad está vivo en su distrito? ¿En el Centro Global de Ministerios? ¿Su iglesia? ¿Su escuela? ¿Su casa?

Está en tus manos.

Llamados a Santidad – Parte 2 de 3

En la entrada anterior del blog, compartí la introducción de un mensaje de santidad memorable por la Dra. Nina Gunter. Hoy y en la última entrega de la semana, compartiré el resto de su sermón.

En las 11 páginas del Estatuto Histórico de nuestro Manual, las palabras santidad y santificación son referenciadas más de 70 veces.

La Santidad es nuestro llamado.

La Santidad es nuestro ímpetu.

La Santidad es nuestra pasión.

La Santidad es nuestro fuego.

pexels-photo-286145.jpeg

  • Las personas hacen preguntas sobre santidad.
  • Las principales denominaciones quieren saber más sobre el movimiento de santidad.
  • La iglesia católica romana está haciendo preguntas. De hecho, ellos enviaron un representante a la reunión del Proyecto de Estudio Wesleyano de Santidad.
  • Los jóvenes se sienten atraídos hacia la fuerza integral del mensaje de santidad.

La Junta de Superintendentes Generales con superintendentes generales y obispos de la tradición wesleyana participaron, a través de representación de la Junta, en un consorcio para definir el movimiento de santidad.

El coordinador, Kevin Mannoia, antiguo obispo de la Iglesia Metodista Libre y actualmente capellán graduado de la Universidad de Azusa Pacífico, publicó 10 frases (las primeras cinco las compartiré aquí, las últimas cinco al finalizar la semana) que son elementos descriptivos de características del movimiento de santidad.

  1. Carácter transformado basado, mayormente, en la alteridad de Dios.

Nosotros también seremos “otro.”

Hemos recibido el mandato: “No se conformen a este mundo.”

  • Jesús oró por sus seguidores, “Ellos no son de este mundo, así como yo no soy del mundo.”
  • Como creyentes, estamos “apartados.”
  • Jesús se dio a sí mismo por nosotros y purificó para sí mismo “un pueblo elegido” o “un pueblo especial totalmente comprometido a hacer buenas acciones.” Tito 2:14
  • Esto no significa que somos extremistas—si así fuera, tendemos a ser sectarios. Sino que somosun pueblo especial.
  • La comunidad alrededor entonces verá a los seguidores de Cristo como personas diferentes con valores piadosos, principios cristianos, ciudadanos íntegros.
  • A través de los años, alrededor del mundo, la Iglesia del Nazareno ha ido a donde no somos deseados, nos hemos quedado, hemos vivido como Cristo hasta que la comunidad ha dicho, “No se vayan. No podríamos lograrlo sin ustedes.”
  1. Compromiso responsable basado en la encarnación de Dios.

Dios no estuvo satisfecho siendo “otro,” sino que tomó la iniciativa de vivir con y en nosotros.

Como resultado nosotros tomamos la iniciativa para comprometernos con aquello que está quebrantado entre nosotros. Esta es la Missio Dei que deriva de la naturaleza de Dios.

Un compromiso social y misional—expresiones encarnacionales de santidad personal y social.

Esto incluye ministerio—hacer discípulos semejantes a Cristo en todas las naciones. No puedes separar santidad y misiones.

Este compromiso misional está aquí—allá—en todas partes—e incluye el ministerio entre los pobres, los marginados y excluidos. Nos compromete a compensar la injusticia. Ahora nos unimos con Dios en sus propósitos. Este es el optimismo de la gracia. La gracia trae la plenitud a partir del caos.

La Missio Dei (La Misión de Dios) es comprendida de una mejor manera en el idioma del Reino. Vivir el Reino abraza a Dios en adoración en medio de contextos transnacionales, multilingües, multiculturales y transgeneracionales.

  1. Relaciones saludables basadas en la naturaleza trina de Dios.

Relaciones basadas en el modelo recíproco del Reino.

  • Sumisión voluntaria
  • Unidad a partir de la diversidad

No hay unidad hasta que primero haya diversidad. Si no hay unidad, no hay poder.

  • Tenemos desacuerdos, pero no nos destruimos.

Fue dicho de la iglesia en el Nuevo Testamento, “Miren cuánto se aman unos a otros.” Esto es, “Miren cómo se relacionan, se aceptan y se incluyen unos a otros.”

Las relaciones saludables son una característica de un pueblo santo—una iglesia santa.

El Espíritu Santo es el gran unificador. La prueba del Espíritu son sus obras de amor. Juan Wesley habló de un “amor puro hacia Dios y los hombres.” Dios santifica a todos juntos.

  1. Decisiones sabias basadas en la libre elección de Dios de impartir el libre albedrío.

Dios nos ha dado la gracia de tener libertad para elegir.

La determinación no tiene sentido.

La sabiduría viene de la presencia de Cristo en nosotros.

“Si a alguno de ustedes le falta sabiduría, pídasela a Dios, y él se la dará, pues Dios da a todos generosamente sin menospreciar a nadie.” Santiago 1:5

Dios nos da libertad para usar la sabiduría que Él nos da.

  1. Pensamiento curioso basado en lo impresionante que es Dios.

En su creatividad Dios nos hizo a su imagen. Él desató su creatividad en nosotros. Dios no es un micro-administrador. Él es el Creador y Él la entrega a la humanidad. Dios dijo, “Ve y señorea sobre la tierra. Cuida de mi creación.”

Este pensamiento curioso se relaciona a nuestra filosofía de artes liberales. Buscamos a Dios en todas las disciplinas…con todas las aventuras…todos los grandes descubrimientos. Nos volvemos aprendices de por vida de la verdad de Dios…de su mundo…su gente.

Por lo tanto, la iglesia abraza el aprendizaje—artes liberales—en la educación.

J.B. Champan dijo, “Necesitamos construir escuelas o morir como iglesia. “Necesitamos ser espiritualmente rectos, intelectualmente correctos y académicamente fuertes.” En un movimiento de santidad, hay pensamiento curioso y crítico, basado en lo impresionante que es Dios.

***El resto de este sermón será publicado más adelante en esta semana.

Llamados a Santidad – Parte 1 de 3

Hace varios años, tuve el privilegio de traducir para la Dra. Nina Gunter en la Cumbre de Santidad celebrada en San José, Costa Rica. Su mensaje, así como muchos otros de sus mensajes, tenía que ver con santidad. Mientras reflexionaba nuevamente sobre sus palabras hace algunos días, decidí reproducir su sermón esta semana, con el permiso de ella. La siguiente es la introducción de su maravilloso sermón.

Llamados a Santidad
1 Pedro 1:13-16

Por Nina Gunter

Una reunión de académicos y líderes wesleyanos exploró la misión de las iglesias del movimiento de santidad. Este Proyecto de Estudio Wesleyano de Santidad hizo serias preguntas, tales como, “¿Es relevante el concepto de santidad para los cristianos del siglo XXI o es una reliquia del pasado?”

Ofrezco estas conclusiones para la Iglesia del Nazareno:

  1. La Iglesia del Nazareno inequívocamente insiste que la santidad no solo es relevante sino esencial en el mundo posmoderno.
  2. Los nazarenos están hambrientos de un mensaje coherente y que sea convincente.
  3. Los nazarenos tienen una oportunidad, como nunca antes, de abrazar las realidades emergentes de esta doctrina de santidad y volverse catalizadores de una renovación y crecimiento espiritual en la iglesia cristiana a través del extraordinario poder del Espíritu Santo.
  4. Si los nazarenos invirtieran más esfuerzo en predicar y enseñar la santidad con convicción y claridad, y dando testimonio a la vida llena del Espíritu, habría una victoria y un crecimiento sin precedentes en nuestras iglesias.

Ilustración: Un pequeño niño travieso atrapa un ave y piensa que tendrá un poco de diversión con un viejo y sabio hombre que era ciego. El niño sostuvo el ave en sus manos, se acercó hacia el anciano y dijo, “Señor—si usted es tan sabio—dígame. ¿El ave en mis manos está viva o muerta?”

hand-baby-cardinal-cardinal-bird-67293.jpeg

El hombre anciano pensó para sí mismo, “Si digo que está viva, el niño va a aplastar al ave hasta que muera. Si digo que está muerta, el niño volteará y soltará al ave.”

Así que el sabio anciano contestó, “Está en tus manos.”

Yo les pregunto líderes en la Iglesia del Nazareno, ¿la doctrina y experiencia de la santidad continuará siendo el bendito mensaje, misión y estilo de vida de las personas que llamadas nazarenos? ¿O la santidad se volverá una parte de nuestra historia, que es bonita, interesante, pero anticuada?

Lemas que despertaron la Iglesia: Nada más que las cubiertas

Escrito por: Howard Culbertson

“Si usted saca las misiones de la Biblia, no tendrá nada más que las cubiertas” – Nina Gunter

coversEsas son palabras fuertes de Nina Gunter, emérita superintendente general de la Iglesia del Nazareno. Si lo que dijo – “no queda nada, solo las cubiertas” – es cierto, entonces la participación de la misión mundial no es sólo una opción por hacer entre muchas cosas buenas para los creyentes.

Sin embargo, ¿estaba Gunter simplemente exagerando las cosas para aporrear la casa hasta cierto punto? Sé de gente que piensa que la Biblia sería un poquito más pequeña si se saca todo lo que se relaciona con la evangelización mundial. En ese orden de ideas, me imagino un conocido o dos pensando eso y que apunta a versículos de la Biblia al azar, mientras dice: “Dime lo que este versículo tiene que ver con las misiones. O, ¿qué tal este versículo por aquí? “

Es posible que Gunter exageró las cosas a propósito. Sin embargo, creo que “no quedaría nada, solo las tapas” es más que una hipérbole. Piense en cómo las misiones mundiales alcanzan colores en “todo el barrido de las Escrituras”, para usar una frase del estudioso de la Biblia N.T. Wright. A menudo decimos que toda la Biblia es una historia. De hecho, es. La Biblia es la historia de Dios que busca recuperar su Creación perdida de toda la tierra. Es la historia del despliegue de Juan 3:16. Se trata de la búsqueda de Dios, así como el envío para buscar.

La declaración de Gunter “Si usted saca las misiones de la Biblia, no tendrá nada más que las cubiertas ” – surge claramente de cómo la Biblia relata la “operación de rescate increíble” de Dios, como Linda Seaman tituló su libro sobre los inicios del trabajo Nazareno en Martinica.

Nina Gunter tiene razón. Si tomamos las misiones fuera de la Biblia, habría más mal uso de un verso aquí o allí. La escritura habla repetidamente del deseo de Dios de que la noticia de su justicia, gracia y amor se publicará en toda la tierra. Si tomamos todo lo que la Biblia considera relevante para la evangelización del mundo, de hecho quedaremos sosteniendo no mucho más que sus cubiertas.

Publicado originalmente en: http://engagemagazine.com/content/slogans-awakened-church-nothing-covers

Solo con las Tapas

Escrito por: Howard Culbertson / Trad. por: José Samuel Mérida

Rara vez alguien interpreta Génesis 1:1 como un versículo clave de evangelismo mundial. Eso es una lástima porque se puede hacer una tesis sobre evangelismo y misiones transculturales a partir de este versículo. Apocalípsis 4:11 explica por qué: «Digno eres, Señor y Dios nuestro, de recibir la gloria, la honra y el poder, porque tú creaste todas las cosas; por tu voluntad existen y fueron creadas.»

La majestuosa frase de Génesis 1:1 sobre Dios como creador corta los argumentos de “vive y deja vivir” propios del relativismo. Esa filosofía dice, “¿Por qué incomodar a la gente? Ellos tienen su religión y nosotros tenemos la nuestra.”

Esas actitudes son contrarias a las implicaciones del primer versículo de la Biblia. Yahweh creó el universo, incluyendo a la raza humana, ¿no tiene entonces el derecho exclusivo de reinar sobre todos los seres humanos – aun sobre aquellos que lo conocen poco o nada? Pablo procuró dejar esto claro a las personas de Listra que lo consideraban a él y a Bernabé como dioses luego de hacer un milagro de sanidad. Aludiendo a Génesis 1:1, Pablo explicó que su grupo misionero había llegado a Listra para compartir las Buenas Noticias del “Dios viviente, que hizo el cielo, la tierra, el mar y todo lo que hay en ellos” (Hechos 14:15).

Un punto importante de Génesis 1:1 es que cuando Dios nos manda a evangelizar al mundo entero, no nos está mandando a meternos abusivamente a lugares donde tiene poco o ningún derecho de estar. Dios ama al mundo entero precisamente porque el lo creó todo. Por lo tanto, ¿no deberíamos llamar a los que estan hasta “los confnes de la tierra” a ofrecer “gloria y honor” al que creó el universo y se ha acercado a todos en la persona de Jesucristo?

Los dos Testamentos hablan de personas que abandonaron al Creador y adoraron otras cosas. El apóstol Pablo se entristece de que personas por todo el mundo han “cambiado la verdad de Dios por la mentira, adorando y sirviendo a los seres creados antes que al Creador” (Romanos 1:25). Jonás reconoce desde dentro del gran pez que “Los que siguen a ídolos vanos abandonan el amor de Dios” (Jonás 2:8).

images (1)Las primeras palabras de la Biblia – Génesis 1:1 – son muy importantes para la causa del evangelismo mundial. Si nos adelantamos hasta el final de la Biblia, veremos que las escrituras concluyen con un llamado a “Adorar al que hizo el cielo y la tierra” (Apocalípsis 14:7). Esa idea al principio y al final de la Biblia valida la frase de la antigua directora de las Misiones Nazarenas Internacional, Nina Gunter: “Si usted le quita la parte misionera a la Biblia, se quedaría solo con las tapas.”

La Dra. Gunter está en lo correcto. El amor de Dios hacia todos los pueblos y Su deseo de que nosotros seamos los mensajeros para todas las etnias, están basados en las palabras de Génesis 1:1 que luego aparecen repetidamente por toda la escritura hasta las últimas páginas del Apocalípsis.

Enlace: http://corazondelamision.blogspot.com/2013/06/solo-con-las-tapas.html

En las Naciones: Una Cruzada Asombrosa

Dr. Nina Gunter, Superintendente General Emerita en la Iglesia del Nazareno

Dra. Nina Gunter, Superintendente General Emerita en la Iglesia del Nazareno

Predicando de su tema, “En las Naciones: Una Cruzada Asombrosa”, La Superintendente General Dra. Nina G. Gunter construyó su mensaje el domingo, 28 de junio, 2009 en la 27º Asamblea General de la Iglesia del Nazareno sobre la historia de la cruzada del pueblo de Israel por el Río Jordán.

Haciendo una comparación entre la nueva generación de Israelitas en el ambiente de la Escritura y esta nueva generación de nazarenos, Gunter dijo:

“Para el pueblo de Israel, había dos opciones en el río llamado Jordán: (1) Tomar el paso y entrar el agua y cruzar a la Tierra Prometida, o (2) Instalarse allí y llegar a ser un monumento en la historia.  Los desafíos son buenos – nos arrancan de nuestros baches. Requieren que salgamos de nuestras zonas de comodidad. Los desafíos nos giran hacia Dios y hacia nuestro hermano en amor y confianza. Nos invitan a un nuevo nivel de fe – una fe que reconoce que a veces Dios escoge obrar de nuevas maneras.”

Luego ella proclamó: “¡La Iglesia no está en crisis, está en Cristo!”

“Hoy es la despedida a nuestro centenario de la Iglesia del Nazareno. Nosotros nazarenos, personas de 155 áreas mundiales, estamos parados en la orilla del río con más de un siglo de bendición y logros detrás, y ahora miramos hacia el otro lado del río, hacia nuestro futuro.

“Y en este momento crucial, preguntamos a Dios, ‘¿Qué viene?'”

El Viaje con la General

Durante las últimas dos semanas he estado viajando con nuestro Director Regional y con la hermana Superintendente General, Nina Gunter, traduciendo para ella en las Asambleas de MAC Central (Guatemala, Honduras, y El Salvador). Nos reímos mucho con Nina y Moody (su esposo), quienes son siervos preciosos del Señor (y a veces bromistas también). Terminamos ayer y tengo que admitir que aprendí mucho sobre liderazgo y el Manual de la Iglesia del Nazareno, cómo deben funcionar Asambleas distritales, etc. Además tuve el privilegio de conocer a más gente y más iglesias de estos tres países hermosos. Fue difícil estar lejos de la familia durante Semana Santa (como Emily mencionó anteayer en este blog), pero fue un tiempo muy bendecido a la vez.

Irónicamente una cosa que aprendí durante estos viajes tiene que ver con priorizar a la familia y cuidarse a uno mismo. Nina dice que está en su casa sólo 1/4 del año (sólo 90 días de 365 días). Tiene que viajar muchísimo, a veces con su esposo y a veces no. Ella ya tiene 70 años (oh no, ¿debo decirlo?), y es un reto muy grande para el cuerpo sin duda. Conociéndola ahora mejor, reconozco que a ella le encantaría quedarse en las asambleas o en las casas de algunos hermanos para platicar toda la noche, y a veces lo puede hacer. Pero la mayoría del tiempo ella tiene que parecer un poco “anti-social” mientras se retira a su hotel para descansar y prepararse para el próximo día de viajes, asambleas, reuniones, nuevas comidas, etc. En este sentido está defendiéndose para no desgastarse. A menudo mi deseo era permanecer con los hermanos para charlar y relacionarnos, pero yo tenía que salir corriendo también para servir como su traductor en cualquier lugar.

Creo que lo importante es un balance. Ser misionero o líder en la iglesia por supuesto significa relacionarse con gente, pero a la vez uno tiene que recargar las baterías para poder hacerlo. Jesús nos enseña esto vez tras vez (el relato en Mateo 14 me fascina–mira como él balancea las dos cosas con perfección). El Espíritu Santo nos debe estar llenando constantemente o no podremos ofrecer algo de calidad y profundidad a los que nos rodean.

Recordemos que no podemos ofrecer el agua viva a nadie si sólo tenemos gotitas restantes en nuestros vasos. ¿Cómo podremos ofrecer a los demás el pan de vida si sólo nos alimentamos con migajas?

A %d blogueros les gusta esto: