Archivo del sitio

Ora sin Cesar

eagle

“El Águila no lucha contra la serpiente en el suelo. La recoge y va hacia el cielo y cambia el campo de batalla.
La serpiente no tiene ninguna resistencia, sin poder y sin saldo en el aire. Es inútil, débil y vulnerable, a diferencia del suelo donde es poderosa, sabia y mortal.
Tome su lucha en el medio espiritual a través de la oración. Cuando se encuentra en el medio espiritual, Dios se hace cargo de las batallas.
No luche contra el enemigo en su reino, cambie el campo de batalla como el Águila y deje que Dios se encargue a través de sus oraciones fervientes. Va a estar seguro de una victoria clara.
Ore sin cesar”.

Anónimo

Dejando huella en la ciudad de San Ramón, Tercera Ola

EstefaniaEscrito por: Estefania Amador

Estefania Amador es miembro de la Iglesia del Nazareno en Upala, Alajuela, Costa Rica; la cual pertenece al Distrito Norte. Ella es presidente local de MNI en su congregación y miembro del concilio de JNI Distrital. Cuenta su testimonio en la ciudad de San Ramón (aproximadamente cien mil habitantes). Te lo comparto a continuación:

El 10 de enero tuve una de las mejores experiencias en mi vida, la cual fue asistir al proyecto de Tercera Ola en Costa Rica participando en la Máxima Misión de San Ramón. Dios bendijo mi vida en este lugar. Tuve la oportunidad de conocer muchos jóvenes Nazarenos de diferentes países y servir a Dios al lado de ellos, sin duda, Dios puso personas especiales en mi camino para bendecirme.

Aprendí muchas cosas en ese lugar, una de ellas es que cuando oras con fe Dios te respalda.  Trabajé en evangelismo a los alrededores de San Ramón y cada una de las casas que visité en compañía de dos líderes, fuimos bien recibidos y cuando les decíamos a las personas que si tenían alguna petición especial por la cual querían que nosotras estuviéramos orando, nos decían SI quiero y nos agradecían. Fue realmente de mucha bendición para mí el saber que la gente sentía la necesidad de oración y que yo podía orar por ellos.

Dios impactó mi vida en una de las casas que visitamos: un padre de familia con sus dos hijos pequeños salió a recibirnos y a escuchar lo que yo y mis acompañantes teníamos para compartirles. Al finalizar, el hombre compartió la petición que tenia y pidió oración y  nos dijo: “esperen un momento”, entro a la casa, salió con un papel y dijo: “dentro del papelito va una ofrenda de amor que quiero entregarles. Muchas gracias por bendecirme a mí y mi familia”. Fue muy impactante el ver que una persona la cual no nos conocía, quisiera ofrendar al ministerio y que Dios tocara su corazón para hacerlo. ¡Fue sorprendente!

Además de eso, el trabajo con niños fue grandioso y de impacto para mí. Habían muchos niños en este lugar y una de las cosas que más me bendijo fue el ver a niños muy pequeños diciendo el significado de cada uno de los colores evangelísticos porque todos querían saber y aprender más de esto. 

En esta Máxima Misión la JNI dejo una huella, una huella que permitirá que muchos adultos, jóvenes y niños  lleguen a Cristo, una huella por la que Dios responderá muchas peticiones que cada persona tenía en ese lugar, una huella que seguirá impactando más vidas, porque el trabajo NO ha terminado, sino que apenas comienza…

Tercera Ola impactó mis cinco sentidos

1146548_610464542317132_1359059207_nEscrito por: Emanuel Coto

Emanuel Coto es parte de la JNI de Tibás en San José Costa Rica y pertenece al Concilio Ditrital. Ha experimentado su aventura en Tercera Ola, tanto como voluntario, así como participante de la Máxima Misión en Orosí de Cartago. Te dejo su testimonio a continuación.

El 2015 trajo consigo, apenas empezando, una experiencia que marcó mi vida de una forma totalmente inesperada. Costa Rica fue testigo de un evento simplemente hermoso, sí, estoy hablando del evento de Tercera Ola. Dios me permitió ser parte de esto no como participante del mismo, sino como voluntario. La actividad inició el martes 06 de enero, sin embargo, mi aventura inició el miércoles, esto debido a que se hizo un horario de participación de los que íbamos a trabajar en el servicio voluntario.

Con un corazón dispuesto a servir y a hacer lo que Dios dispusiere, fui el miércoles y no voy a negar que fue muy cansado: todo el día desde temprano hasta muy noche estar pendiente de qué se necesitaba, llevando cosas, acomodando, sirviendo en lo que fuera. Pero, la experiencia de este día fue realmente impactante, poder estar en los cultos, poder oír testimonios de jóvenes que están siendo las manos y los pies de Cristo en sus respectivos países, personas apasionadas que trabajan sin desmayar por la obra, todos alabando en un mismo sentir, como un solo cuerpo.

1526682_10152563821082477_3162683837137284870_nEl resto de la semana fue muy similar: mucho trabajo, mucho cansancio. Pero al ver la presencia de Dios en ese lugar de forma tan tangible, no hay como no animarse, no hay como no crecer en el espíritu, no hay como no querer compartir esa sensación con el resto de las personas.

El sábado tuvimos la actividad de Máxima Misión, una actividad con el objetivo de impactar la comunidad. La iglesia de Nazareno de Tibás a la cual yo asisto iba a servir en la comunidad de Palomo, Orosi de Cartago. Pudimos compartir el amor de Cristo con los que quisieron oírnos, y sé que Dios está trabajando en las vidas de estas personas. Pudimos orar por ellos y dejarles un mensaje de Paz y de Gozo. Al final, siempre al dar bendición, se recibe bendición,y Dios simplemente me bendijo tanto en esa semana con todo lo que pude: hacer, decir, ver, vivir.

Uno de los momentos que más me llenó, fue uno de los cultos donde se tomó un tiempo para orar unos por otros. Conforme el tiempo iba pasando se podía sentir más la presencia del Señor en ese lugar, es increíble como personas que apenas llevaban unos días de conocerse estaban clamando y rogando unos por otros, por sus vidas. Aunque no se conocían de mucho tiempo, todos compartían la misma pasión por Cristo. En ese momento también tuve la oportunidad de orar por el equipo de voluntarios que estaban presentes en ese momento, animándolos a que continúen el servicio donde quiera que vayan. Ver ese grupo de jóvenes voluntarios con esos corazones dispuestos, y poder orar por ellos entendiendo que Dios hará grandes cosas con cada uno, simplemente hace que me quede sin palabras.

Por eso doy infinitas gracias a mi Dios por su misericordia en mi vida, que aun sin merecerlo, Él me sorprende con este tipo de experiencias que quedarán grabadas en mi memoria. Y los animo a que sigamos adelante en la obra, tal vez sea duro y difícil pero Dios trae recompensas inimaginables para quienes le sirven.

10906183_10152563819567477_996516903718498688_n

10923549_10152563817492477_6547689770343520575_n

ENERO: Ofrenda de MNI para Misioneros Voluntarios – Génesis

A continuación queremos compartir contigo el afiche promocional para la ofrenda de Enero de la MNI, destinada al ministerio regional Génesis. ¡Gracias por tu ofrenda! Además, más abajo puedes ver un afiche para hacer una manualidad con los niños y de esta forma mantener a los misioneros y a los sitios en oración.

6Manualidad ENERO

Venga Tu Reino

Escrito por: Howard Culbertson / Trad. por: José Samuel Mérida

“Venga tu reino, hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo.” ~Mateo 6:10

Al analizar el Padre nuestro uno encontrará referencias a:

  • la naturaleza de Dios y su carácterPraying Woman
  • las necesidades materiales del ser humano
  • pecado y perdón
  • vivir con gracia y justicia social
  • tentación y liberación
  • adoración
  • y, también, evangelismo mundial

Si oramos el Padre nuestro de verdad, las dos frases al inicio – “venga tu reino, hágase tu voluntad en la tierra” – inequívocamente abordan la necesidad del evangelismo mundial.

Por 2,000 años los cristianos han memorizado y recitado el Padre nuestro. A menudo, hemos repetido esas maravillosas palabras mecánicamente si prestarle mucha atención a su gran significado. Por eso, las palabras de Mateo 6:10 rara vez nos hacen pensar en evangelismo mundial. Es una lástima, porque pedir que se concrete el Reino de Dios y que Su voluntad se haga por toda la tierra implica, por lo menos, la proclamación del evangelio a todas las etnias que no han sido alcanzadas.

En cuanto a la voluntad de Dios, los sermones sobre el Padre nuestro generalmente usan Mateo 6:10 para hablar de una vida correcta y a veces también sobre justicia social. Estas cosas son parte de la voluntad de Dios, ¿pero acaso no incluye más? ¿no le pide Dios a Su pueblo que haga discípulos a la semejanza de Cristo en las naciones? Proclamar la historia de Jesús hasta “los confines de la tierra” es, después de todo, un mandato bíblico claro. Mateo 6:10 también nos lleva naturalmente a Mateo 9:38, que ha llegado a ser parafraseado de la siguiente manera, “¡Qué gran cosecha!… Así que arrodillate para orar por manos para cosechar.”

Mientras haya personas en la tierra que no saben nada sobre el Dios verdadero, la voluntad de Dios no se cumplirá a cabalidad. Mientras haya personas sirviendo otros dioses – ya sean “ídolos vanos” o dioses de dinero, poder o placer – el reino de Dios no vendrá completamente. Por eso, orar Mateo 6:10 sin tener en mente el evangelismo mundial pierde el sentido clave del versículo.

La Gran Comisión de Mateo 28:19-20 – “Vayan y hagan discípulos a las naciones” – no surge en el vacío. Al enseñar a sus discípulos a orar, Jesús utilizó algunas frases que podrían sensibilizarlos hacia el deseo del Padre que todo el mundo sea evangelizado. Por eso, puede decirse que Jesús utilizó también las palabras de la oración modelo que enseñó a Sus discípulos para preparar el terreno para la Gran Comisión.

A menudo se nos recuerda que la oración es mucho más que solo pedirle a Dios. La oración es esencialmente para pedirle que nos moldée. Cuando repetimos las palabras de Mateo 6:10 – “venga tu reino; hágase tu voluntad en la tierra” – debemos permitir al Espíritu Santo que convierta esas palabras en auténticos anhelos de nuestro corazón. Cada vez que oramos el Padre nuestro, debemos permitir que sus poderosas palabras incrementen nuestra pasión por el evangelismo mundial.

Enlace: http://corazondelamision.blogspot.com/2013/06/venga-tu-reino.html

Si corres las cortinas…

open window curtains“La oración es la ventana que Dios ha colocado en las paredes de nuestro mundo. Déjala cerrada y el mundo se convierte en una casa fría y oscura.
Pero si corres las cortinas, verás su luz. Y si abres la ventana,
escucharás su voz. Abre la ventana de la oración e
invoca la presencia de Dios en tu mundo.”
Max Lucado 

La Carrera Más Asombrosa: Parte II

*Esta es la segunda parte de una reflexión devocional escrita por Stephanie Bloom.  Para ver la primera parte, haz clic acá.

…Si sabemos que físicamente necesitamos carbs y líquidos para sobrevivir una carrera, ¿entonces cuáles son nuestras carbs y líquidos espirituales?  El Corredor Espiritual mas impresionante de todo tiempo, Jesús, nos dio algunas surgencias.  Su preparación fue la oración y el conocimiento de la Palabra de Dios.

“Él, por su parte, solía retirarse a lugares solitarios para orar” (Lucas 5:16).

“No sólo de pan vive el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios” (Mateo 4:4).

Lo que le dio energía para Su carrera era obedecer a Su Padre.

“Mi alimento es hacer la voluntad del que me envió y terminar su obra” (Juan 4:34).

Dicen que cuando un corredor pega la pared “es muy fácil ver cuan preparado era el atleta, porque los que se preparaban bien permanecerán con buena forma mientras que los que no se preparaban bien perderán su buena forma cuando el cansancio se aumenta.”  He notado que estas palabras son verdaderas en mi carrera personal con Jesús.  Mi preparación a veces ha sido poco y he pegado la pared:

“Muchas veces negué la oración. Ha sido corta, pero no dulce; ha sido breve, pero no ferviente” (Charles Spurgeon).

Mi corazón, mente y piernas espirituales se sienten pesados. Me pregunto: “¿Terminará esto? No puedo soportar mucho mas.” Pero, la buena noticia es que es posible recuperarse después de pegar la Pared. Algunos de nosotros encontramos nuestro Segundo Viento y otros necesitamos ir más despacio y tomar Liquido y comer Carbos, pero la pared no tiene que ganarnos.

Entonces, para los que están en la Fase del Sustento, no podría darle un regalo mejor que el consuelo dulce de ver el diseño de Dios en todo.  ¡Y cuán increíble es!  Siempre recibimos nuestro alimento de nuestro Padre fiel por la comunión con Él y Su Palabra.

“Todos los deportistas se entrenan con mucha disciplina. Ellos lo hacen para obtener un premio que se echa a perder; nosotros, en cambio, por uno que dura para siempre” (1 Corintios 9:25).

Y para los que han pegado a la Pared, “Tenemos que darnos cuenta que las carreras a veces serán difíciles para completar y dentro de la experiencia tal vez serán algunos tiempos duro al fin. Pero, al perseverar por esos tiempos desarrollará una madurez mental, una destreza esencial que necesitarán durante un maratón.

A todos los que son tan especiales para mi, gracias por correr esta carrera conmigo, por animarme en el camino y a veces levantarme del piso. Oro que Dios me enseñe cómo animarles a Ustedes también. Además oro que descubramos una comprensión más profunda de la realidad de nuestra libertad y paz en Cristo.  Oro que todos nosotros seamos humillados por la grandeza y la misericordia de Dios.

“Fijemos la mirada en Jesús, el iniciador y perfeccionador de nuestra fe, quien por el gozo que le esperaba, soportó la cruz, menospreciando la vergüenza que ella significaba, y ahora está sentado a la derecha del trono de Dios. Así, pues, consideren a aquel que perseveró frente a tanta oposición por parte de los pecadores, para que no se cansen ni pierdan el ánimo.… Ciertamente, ninguna disciplina, en el momento de recibirla, parece agradable, sino más bien penosa; sin embargo, después produce una cosecha de justicia y paz para quienes han sido entrenados por ella” (Hebreos 12:2, 11).

Formando Misioneros Espirituales: Varias Recomendaciones

Muchos hermanos consideran que pastores y misioneros son hombres o mujeres a un grado de espiritual muy alto, inmunes al pecado y perfectos — en ocasiones no sólo a ellos, sino también a la familia.  Aunque no lo crea, esto produce en ellos dolor y frustración.

El ministro tiene dos prioridades esenciales: presentar el evangelio y esforzarse en alcanzar a los perdidos, así como también discipular a los nuevos y guiar a los líderes.

La vida de un pastor y un misionero no es muy distinta a la vida de un creyente que anhela obedecer a Cristo. Pero es de suma importancia que tenga un buen desarrollo de vida y sobre todo en su ministerio.

Aquí algunas recomendaciones, para que mantenga un desarrollo espiritual.

1. Mantenga su relación con Dios.

No permita que sus ocupaciones le roben ese momento especial con Dios.  Recuerde lo que dice Juan 15:5, “Separados de mí, nada podéis hacer.”

2. No olvide quien lo llamó.

Nunca olvide el momento en que Dios le llamó a hacer algo para su honra y gloria.  En el momento de rendición, usted dejó sueños, planes y anhelos personales por los de Dios.

3. Tome para sí las promesas de Dios.

Dios ha sido, es, y será fiel y bueno con usted.  En momentos difíciles y de desánimo, las promesas lo sostendrán.  Recuérdelas continuamente.

4. Hable y, sobre todo, escuche a Dios.

Debe aprender a orar en cualquier momento, es decir, mientras usted desarrolla cualquier actividad, ya sea en el trabajo secular o en el servicio ministerial.

5. Lea la Biblia con devoción y oración.

La Biblia no sirve solo para preparar un mensaje o enseñar.  Debe leer la Biblia para conocer a Jesús y conocer su voluntad.  Recuerde que Cristo debe ser el centro de su vida.

6. Pida ser santificado, lleno del Espíritu Santo.

Jesús dijo que si pedimos al Padre el Espíritu Santo, nos lo daría.  Esta llenura purificará su corazón y le capacitará para servir.  No olvide que todos los días, Él debe estar llenándole de Su Espíritu.

A %d blogueros les gusta esto: