El contar historias se convierte en la nueva estrategia de discipulado y evangelismo: Parte II

El contar historias se convierte en la nueva estrategia de discipulado y evangelismo: Parte II

Escrito por Gina Grate Pottenger originalmente en Engage Magazine

***En la entrada anterior introdujimos el concepto de Contar LA Historia.  Ahora nos enfocaremos en cómo esta gran estrategia funciona y cómo se ha esparcido tan rápido.

Cómo funciona

El capacitador es un facilitador, no un instructor. Él o ella cuenta una historia bíblica de memoria y luego le pregunta a los miembros del grupo que tomen unos instantes para volver a contar la historia a otra persona. Luego, el capacitador cuenta la historia una vez más realizando errores intencionales, y el grupo corrige los errores. Para entonces todos han escuchado la historia por lo menos tres veces y tienen la oportunidad de participar de las siguientes preguntas abiertas:

  1. ¿Qué aprendió acerca de la historia?
  2. ¿Qué fue algo que no le gustó acerca de la historia?
  3. ¿Qué verdad oculta aprendió con esta historia? 
  4. Si usted pudiera ser cualquier personaje, ¿quién desearía o no desearía ser y por qué?
  5. ¿Qué verdad aplicará en su propia vida durante esta semana?

“Con 12 personas dentro de una habitación es posible que tengamos 12 expresiones diferentes de la misma historia,” dijo Ray. “La gente entiende el concepto de la historia y luego encontrarán la verdad en la misma, y la encuentran con más facilidad trabajando en grupo. Y luego lo recuerdan porque ellos mismos hicieron el hallazgo en vez de que yo se los contara.”

Un entrenamiento de contadores de historias en Nairobi, Kenia

Un entrenamiento de contadores de historias en Nairobi, Kenia

El proceso es tan simple que una vez que la capacitación culmina, cada participante puede contar la historia bíblica y realizar las cinco preguntas en cualquier lugar, ya sea en la clase de escuela dominical, en una escuela bíblica vacacional, un estudio bíblico o en un encuentro informal con un amigo o incluso con un extraño 

El narrar historias bíblicas es fácil ya que el 75 por ciento de la Biblia es en formato narrativo. Según Marcos 4:33-34, “Y con muchas parábolas semejantes les enseñaba Jesús la palabra hasta donde podían entender. No les decía nada sin emplear parábolas. Pero cuando estaba a solas con sus discípulos, les explicaba todo.” (NVI)

“No es nada nuevo, pero es una refrescante y antigua metodología utilizada por Jesús, a la cual sin embargo no hemos sido expuestos en la Iglesia del Nazareno,” dijo Woodie Stevens, director mundial de MIEDD. “Debido a los enormes cambios en nuestro mundo, nos estamos dando cuenta de que necesitamos una nueva estrategia. Necesitamos una manera adicional de enseñar la verdad para que permanezca en los corazones y las mentes de la gente.”

Multiplicándose exponencialmente

Al día de hoy, Contar LA Historia no sólo está echando raíces, sino que se está multiplicando naturalmente con el esparcimiento del entusiasmo.

Schmelzenbach dijo que luego de la capacitación en Papúa Nueva Guinea, un participante le envió un mensaje de correo electrónico para decirle que él había estado narrando historias bíblicas como parte de su tarea evangelística.

“Él tenía fotografías de dos nuevas iglesias en las que estaban incorporando el Contar LA Historia dentro del proceso de plantación de iglesias. Ellos están capacitando a personas desde cero utilizando este método y utilizándolo antes que nada para proclamar y explicar el evangelio. El deseo es el de codificar su ADN como nuevos cristianos con la siguiente expectativa: éste evangelio cobrará vida dentro tuyo en una manera evidente que puede ser duplicada utilizando las técnicas en cuanto a las cuales has recibido capacitación.”

Schmelzenbach dijo que muchos de los otros distritos han estado enviando informes de que están utilizando el Contar LA Historia tanto para discipular a creyentes existentes, así como para ganar a nuevos creyentes.

¡Contar la historia a menudo resulta en oración!

¡Contar la historia a menudo resulta en oración!

Marvin Gerbig, un pastor nazareno retirado en los Estados Unidos, concurrió a muchos eventos de capacitación de Contar LA Historia, incluidos dos que se llevaron a cabo en el Centro de Ministerio Global de la denominación durante este año. Gerbig comenzó aplicando lo que había aprendido al contar historias y facilitando la discusión entre su grupo de hombres de los miércoles de noche hacía varios meses, y donde había preparado a uno de los hombres para hacerse cargo. Él también ha iniciado otros tres grupos de adultos centrados en Contar LA Historia.

“Muchas personas no han tenido la oportunidad de hablar acerca de lo que ven en la Biblia,” dijo Gerbig. “Ellos son animados a compartir estas historias y a hablar acerca de la verdad que encuentran junto a otros. Ellos vienen a aprender y van a hablar.”

Laura Mata-Bolandi, quien concurre a la Iglesia del Nazareno de Samuelson Road en Rockford, Illinois, también asistió a un evento de capacitación de Contar LA Historia en Kansas. Ella comenzó un ministerio con madres e hijos hispanos en su ciudad, e integró el modelo de narración en sus reuniones.

“El Señor me había estado llamando a hacer Su tarea, pero yo dije, ‘Señor, yo no soy pastora. No sé cómo hablarle de ti a la gente.'”

Contar LA Historia fue su respuesta. 

Luego de ver lo bien que funcionaba el modelo narrativo al discipular a las mujeres de su grupo para madres, su madre en Costa Rica decidió empezar un grupo allí. Ella reunió amigos y vecinos y se reunieron junto a Mata-Bolandi a través de Skype para recibir capacitación. Ahora su madre tiene un segundo grupo de narración que ha crecido de 7 a 18 personas en poco más de tres semanas. Su hermana está tan impresionada que desea empezar otro grupo en otra localidad de Costa Rica. Mata-Bolandi también tiene una amiga en la República Dominicana, quien también quiere iniciar un grupo junto a ella mediante Skype.

Otro taller de capacitación de Contar LA Historia se estará llevando a cabo en el Centro de Ministerio Global en Lenexa del 22 al 24 de julio.

“Está diseñado para producir líderes que se reproducirán donde quiera que se encuentren,” dijo Stevens.

*Estadísticas provistas por el Movimiento Lausanne. http://www.lausanne.org/en/blog/1779-the-70-orality-and-the-mission-of-t…

Acerca de Scott Armstrong

Soy Scott Armstrong. Tengo la esposa más hermosa del mundo, Emily. Tenemos dos hijos: Elías (14 años) y Sydney (12 años). Soy misionero en la Iglesia del Nazareno, Región Mesoamérica, y Coordinador de GÉNESIS, un movimiento para impactar los centros urbanos de nuestra región de manera misionera.

Publicado el 25 julio 2014 en La Denominación Nazarena: Una Iglesia Internacional y etiquetado en , , , , , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Dios les bendiga. Me parece bien el contar un historia bíblica. Lo que no estoy de acuerdo, y desde mi punto de vista como maestra de profesión y en mi comunidad de fe, es recontar la historia con errores intencionales. Para introducir un aprendizaje y asegurarnos que el mismo se ha hecho parte del alumno, es de vital importancia enseñar SIEMPRE lo correcto y en positivo. Jesús es nuestro mejor ejemplo de lo que es ser maestro. El nunca enseñó una parábola o historia al pueblo y a sus discípulos cometiendo errores intencionales. Siempre enseñó con la verdad y con historias claras, limpias y cotidanas, las verdades del reino de Dios. Lamentablemente el contar historias bíblicas con errores intencionales para que el grupo exprese donde se equivocó puede causar confusión a una persona nueva en la fe, y se pierde un valioso tiempo de enseñanza-aprendizaje donde se puede reforzar los valores del reino de Dios. No siempre las INNOVACIONES que circulan hoy sean los caminos correctos para llevar este maravilloso evangelio. Busquemos la Senda Antigua y preguntemos por el verdadero Camino, para continuar preparando obreros para extender el mensaje del reino de Dios y su pronta venida.

    • Gracias por su comentario, hermana. Es muy valioso. La idea de contar la historia con algunos errores (después de escucharlo algunas veces sin errores) es para que los alumnos identifiquen los errores y no cometan los errores cuando ellos transmiten la historia a otros. Parece rara la estrategia, pero ha funcionado para que los alumnos NO cometan errores en el futuro. Que Dios la bendiga y la siga usando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: