Cómo la palabra SÍ está cambiando Mesoamérica

Por Emily Armstrong

Recibí un mensaje de texto Alejandra hace unos días, diciendo que ella quería hablar conmigo por algunos minutos.

Y un mensaje en Facebook de Merit, pidiéndome oración.

Y un correo de Daniela, actualizándome sobre lo que ha pasado en su vida en los meses pasados.

Tres mujeres a las que hemos tenido el privilegio de entrenar en misiones, en el pasado las tres han participado en el ministerio de Génesis como misioneras por 2 años.

yes.jpg

Alejandra, quien es de Guatemala, ha estado sirviendo durante los últimos 10 meses con un ministerio de compasión en Estados Unidos. Hace poco más de un año, le preguntamos si estaría dispuesta a tomar un paso de fe y sumergirse en la cultura estadounidense por un año para aprender de su estrategia de ministerios de compasión y ayudarnos a contextualizarla para nuestra región. Mientras hablaba con ella hace unos días, ella estaba un poco dividida – los líderes del ministerio le han pedido que considere quedarse por un año más en ministerio, y a pesar de que ella pensó que estaría pasando por encima de nuestros “planes,” no pude evitar sonreír. Me sentí como una mamá orgullosa cuando me dijo que ella solo quería hacer la voluntad de Dios – cualquiera que esta fuera. Me hizo sentir bien saber que ella fue elegida. Ella fue reconocida. Le dije que nosotros queríamos lo que sea que Dios quiera – nuestra posición misionera siempre ha sido conectar a las personas que han sido llamadas con necesidades internacionales y sabiendo que la actitud de ella ha sido la de Cristo, tomando la misma naturaleza de un siervo, no podría hacernos sentir más orgullosos.

Alejandra todavía está orando para saber adónde Dios quiere que ella viva, pero ella sigue diciendo Sí a su llamado, seguro que ese estilo de vida en misión es donde ella necesita estar.

Merit escribió en su mensaje de Facebook que Dios ha estado estirando su corazón una vez más, para servir en otra ciudad. Ella pidió oración para que se abra una puerta con el liderazgo de su distrito así como con sus responsabilidades familiares. Diríamos que ella se ha puesto “inquieta.” Ella está de regreso en su país y distrito, sin embargo el llamado a la misión internacional y a servir en una ciudad grande está sonando MUY FUERTE en su cabeza y corazón. Una vez más experimenté orgullo de mamá, sabiendo que Merit estaba lista para sumergirse una vez más en las aguas de la fe, lista para levantar miles de dólares y dejar a su familia en las manos de Dios – todo porque Dios la llamó.

Merit sigue orando para conocer el tiempo de Dios, pero ya ha dicho que SÍ a su llamado. Está lista para ir cuando Él provea la oportunidad.

Daniela me escribió y me dijo que está presentando su examen final para obtener su licencia y ejercer como abogada. Cuando ella dijo que sí al ministerio de Génesis, puso su carrera de derecho en pausa – todo porque sabía que Dios le estaba pidiendo que fuera obediente. Ella ha servido fielmente y me escribió para decirme que Dios sigue avivando la llama del servicio en su corazón, compartió conmigo cómo los terremotos que recientemente tuvieron lugar en México le causaron días difíciles, pero ella sabía que el llamado de Dios era servir a la ciudad. El “orgullo santo,” como me gusta llamarle, una vez más vino a mí, mientras la exhortaba a considerar su profesión como VOCACIÓN. Haciendo TODO para el Señor. Ayudándola a ver que Dios le ha dado los dones del derecho y entendimiento jurídico – algo que NECESITAMOS en la ciudad.

Daniela ha dicho que SÍ al llamado de Dios, permitiendo que Él guíe su camino, pidiéndole que use sus dones y talentos para impactar la ciudad siendo la iglesia.

Cada SÍ está cambiando Mesoamérica. Nos estamos convirtiendo en la iglesia misional que Dios anhela que seamos. Somos muy privilegiados por ser parte de SU historia.

 

 

Acerca de Scott Armstrong

Soy Scott Armstrong. Tengo la esposa más hermosa del mundo, Emily. Tenemos dos hijos: Elías (14 años) y Sydney (12 años). Soy misionero en la Iglesia del Nazareno, Región Mesoamérica, y Coordinador de GÉNESIS, un movimiento para impactar los centros urbanos de nuestra región de manera misionera.

Publicado el 9 abril 2018 en El Llamado, El Misionero Nazareno, Fe, La Iglesia, La Misión, Región Mesoamérica y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. ¡Gracias, Mery! ¡Adelante, Perú, también!

  2. Qué hermoso leer estos testimonios del mover de la mano del Señor!! Adelante, Región Mesoamerica!! El Señor nos ha llamado a servirle con amor!! Estaremos orando por Mesoamerica Génesis!! Saludos desde Lima Perú.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: